Sorpresas en la factura: ¿Cuánto vale llamar a números 900, 901, 902…?

Sorpresas en la factura: ¿Cuánto vale llamar a números 900, 901, 902…?

Rocío García

Si tienes que llamar a atención al cliente de cualquier servicio o empresa, verás que muchos de los números que nos encontramos empiezan por 90X… ¿Cuáles son gratuitos o cuánto vale cada uno de los prefijos? ¿Qué teléfono 900 es gratis y cuál de pago? Repasamos sus precios para que sepas todo sobre los números 900, cuáles son más caros, cuáles requieren una alternativa o cuál es su precio.

Por lo general, llamar a números 900 es mucho mejor desde el teléfono fijo de casa y puede salir hasta cinco veces más barato que desde el teléfono móvil, aunque no todos tenemos esta opción en el hogar así que los riesgos de ver un alto cargo en la factura son muchos. Aun así, conviene saber qué es lo más caro y conviene que sepas que hay alternativas.

Además, es importante en todo momento buscarlas si la llamada es obligatoria y vas a contactar con atención al cliente de tu operador, de tu compañía de agua, de luz o de gas. Sea lo que sea, busca que no sean números 900. Pero si vas a llamar a un 900 ten en cuenta que algunos son gratuitos y otros pueden salirte muy caros. Por esto mismo, te explicaremos al detalle cuáles son los 900 gratuitos y de pago, además de cuánto nos podrán llegar a costar.

Prefijos a los que puedes llamar gratis… o casi

Por suerte, no todos los números que empiezan con estas numeraciones son de pago. Aunque, no son muchas las opciones que nos encontramos en la actualidad en nuestro país. Por eso, te comentamos un número al que llamarás gratuitamente sin limitaciones, mientras que otro llamarás gratis si tienes llamadas a fijos nacionales gratis o llamadas ilimitadas desde el fijo, en caso contrario tendrás que asumir la mitad del coste de la llamada teniendo en cuenta la tarifa de tu operadora. No son números de tarificación adicional. Es por ello que, a la hora de llamar, será mejor que lo hagamos a alguno de los números que empiecen por estos dígitos:

900

Los números que empiezan por 900 son gratuitos y también los que empiezan por 800. Si tienes que llamar y las primeras tres cifras son 900 no tendrás que preocuparte de tarificación especial porque no tienen ningún gasto para la persona que está llamando. Son números que se consideran como cobro revertido automático así que no tenemos que preocuparnos de nada.

Eso sí, con limitaciones: la empresa o la compañía encargada de ese número 900 o número 800 puede decidir si es solo gratuito para una ciudad, un país o una región concreto. Para el resto puede costar. Por lo general, es normal que sea gratis dentro de un mismo país, aunque no está de más que te informes sobre las condiciones de este tipo de llamadas para evitar sorpresas.

901

A diferencia de los anteriores, llamar a un número que empieza por 901 no es gratuito. No se trata de una llamada que no nos va a costar nada, pero la buena noticia es que el coste es el de una llamada local siempre y cuando la hagamos desde el teléfono fijo. El problema actual es que en muchas casas no hay teléfono fijo y llamar a un número 901 desde un móvil puede ser mucho más caro.

El coste de la llamada es compartido entre el operador y la persona que realiza la llamada. Dependiendo de la tarifa que tengas contratada te costará más o menos, así como del tiempo que dure la llamada. Sin embargo, no te encontrarás con grandes sorpresas en la factura, como puede suceder con otros números que te puedas encontrar.

Tenemos que tener en cuenta que desde 2020, la ley general de defensa de los consumidores prohíbe a las empresas facilitar los números 901 y 902 como única forma de atención al cliente, por lo que, si quieres ahorrarte este coste puedes consultar si a donde quieres llamar tiene otro teléfono o, en su defecto, otra vía de comunicación en la que te sea cómodo contactarles.

¿Cuánto cuesta llamar a un 902?

Casi todos sabemos que si vemos un 902 será lo mejor buscar una alternativa y en Internet hay muchas webs donde nos dejan un teléfono diferente sin tarificación especial que generalmente suele ser un teléfono empezado por 900. La llamada al 902 la paga al completo la persona a la que lo hace y siempre se cobran como tarificación especial, sin que estén dentro de los minutos incluidos en nuestra tarifa móvil así que veremos que nos saldrá caro en la factura a finales de mes.

Y aunque podemos leer en algunas webs que es gratuito, todavía no se ha llevado a cabo este cambio en España. Incluso, después de que el Consejo de Ministros lograse intentar poner fin a este tipo de tarificación espacial en el año 2020. Además, suelen ser llamadas duraderas así que tardarás varios minutos en tener respuesta y eso se traducirá en un alto precio en la factura final es mes. Aunque habitualmente creemos que son los peores, no son los más caros que existen. Lo habitual es que, por ley, sea la empresa que te ofrezca esta alternativa, aunque no siempre es así.

902

La diferencia es notable entre la llamada desde un fijo o un teléfono móvil y puede multiplicarse si no tienes un teléfono fijo a mano. Desde un fijo es una llamada interprovincial, pero desde un móvil no está incluida en la tarifa plana. Por ejemplo, desde un fijo el precio sería de unos 50 céntimos aproximadamente por cinco minutos, pero desde el móvil llegaría hasta casi tres euros por el mismo tiempo de llamada, según explican desde la OCU.

Es habitual que se obligue a llamar a estos números para atención al cliente, pero también debemos tener en cuenta que algunos incumplen la ley haciéndonos pagar por algo que tenemos contrastado. FACUA ha denunciado a varias compañías que utilizan servicios de tarificación especial para gestionar determinados aspectos que se convierten en un coste adicional de los usuarios o clientes por ejercer los derechos que se incluye en su contrato con la empresa.

Prefijos de tarificación especial con un coste elevado

Además de los prefijos que encontrarás gratuitamente o a un coste bastante razonable, también puedes encontrarte con otros con un precio por llamada bastante elevado. Por eso, antes de contactar con ellos es importante saber cuáles son y cuánto puede costar llamarles.

  • 903

Los prefijos 900 no se usan ya. Los encontrábamos antes pero ahora han pasado a prefijos 803 por lo que es complicado que los veamos. Es más, algunos de ellos y los de mayor coste requieren que solicitemos activación al operador para permitirnos llamar a ellos. Los números 803, que antiguamente eran 903, están destinados a servicios exclusivos para adultos (tarot, contenido erótico…) y su precio variará según la cuarta cifra: a partir de cifras como 6, 7, 8 y 9 son servicios de tarificación especia con un alto coste.

  • 904

Este tipo de números no son realmente muy usados, pero sí que existen y alguna vez nos los podemos encontrar. Se utilizan para desviar a cualquier teléfono las llamadas que se vayan recibiendo. El establecimiento cuesta 0,09 euros y partir de ahí, el minuto vale entre 0,04 en el horario más favorable a 0,07 euros en el más desfavorable. Como podéis observar no es excesivamente caro, pero sí que nos van a cobrar algo, aunque nosotros tengamos una tarifa donde se incluyan las llamadas de manera gratuita y sin límites.

  • 905

No es habitual llamar al 905 pero quizá te suena de algo. ¿Sabes de qué? De la televisión, por ejemplo. Son servicios de llamadas masivas como pueden ser concursos de televisión, votos por teléfono para salvar a alguien en un programa. Los números 905 están destinados al voto por teléfono y lo importante de estos números no están en los tres primeros (que serían 905) sino en el cuarto número que tienes que marcar. Es el cuarto número el que determina si va a ser muy caro o menos caro. A mayor cifra, más caro. A partir del 6 como cuarto número del teléfono 905… será muy cara la llamada. Es más, según la OCU el usuario debe haber autorizado en la compañía telefónica este tipo de servicios si llamas al 905 6… … porque se trata de un servicio muy muy caro que posteriormente verás reflejado.

  • 906

Desde el año 2004 los prefijos 906 no existen, sino que pasaron a ser 806, al igual que ocurre con los prefijos 803. En este caso, se trata de servicios destinados al ocio y el entretenimiento. Al igual que los anteriores, la cuarta cifra indica si se trata de un coste mayor o menor pero todos ellos son de tarificación especial. También como en los anteriores, los de mayor coste deben ser activados para poder llamar a ellos.

  • 907

Los números de pago 907 son teléfonos a los que se conecta a través de Internet. Generalmente, el usuario contacta con grabaciones y no son servicios en los que hay una persona al otro lado. Y su coste y su uso dependerá de la cuarta cifra, siendo de 0 a 4 dedicados al ocio o entretenimiento por Internet y de 5 a 9 de contenido para adultos. Para comunicar con ellos hay que darlo de alta previamente en el operador o no lo permitirá. Si lo tienes activado y no los avías, puedes darlo de baja.

  • 908, 909

Al igual que el 907, son números y prefijos de acceso a Internet que deben solicitarse al operador para que nos permita hacer este tipo de llamadas, ya que son muy peligrosas para nuestro bolsillo. Al igual que ocurre con los teléfonos 800 (como veremos más adelante), la cuarta cifra de estos números determinará el tipo de servicios a los que estamos accediendo. Si este número va desde el 0 a el 4 estaremos intentando utilizar un servicio de entretenimiento online; y por el contrario si es uno de los números restantes a los que estaremos accediendo será a un servicio para adultos.

Otros números de pago

Más allá de los números 900, lo cierto es que el listado de números de pago es algo amplio en España. Más que nada, porque hay otros números que pueden darnos una sorpresa en la factura y que te aconsejamos que evites si no quieres tener que pagar diez o veinte euros por una conversación de pocos minutos. Por esto mismo, es mejor que conozcáis los siguientes números:

118

Puede que hayas visto una llamada al 118 en tu factura y que tú no la hayas hecho… En esos casos, puede que nos cobren hasta más de 15 euros por menos de cinco minutos al teléfono. Es un número de tarificación especial y el problema o inconveniente es que no siempre se muestra como tal cuando llamamos. Puede que tú estés llamando aun 900 pero realmente sean un 118 y esto provoque llamadas de veinte, treinta o incluso de cien euros por pasar algunos minutos esperando.

También hay números que sí se muestran como tal y a los que puedes llamar para información. Son números de información telefónica que tenían más sentido antes de Internet cuando no podíamos buscar en Google un teléfono en caso de duda. Salen en televisión (o salían, al menos) y prometen darnos el número de cualquier persona. Pero son los más caros, los más “peligrosos” porque su precio era, hasta muy poco, muy elevado con casi cinco euros por cada minuto en algunos casos.

Por suerte, desde 2018 hay restricciones y la tarifa 118 obliga a que una locución nos informe del previo de la llamada al realizarla y también se limita su duración a diez minutos. También hay reglas que indican que el precio no puede ser superior a 2,5 euros por cada minuto salvo que el usuario de su autorización expresa.

803, 806 y 807

Estos números son los que antes eran 906 y tiene un coste muy elevado en todos los casos, puesto que pueden perfectamente valer más de un euro el minuto, por lo que no debemos llamar, ya que podríamos tener incluso problemas para pagarlos, ya que las facturas pueden ser desorbitadas.

Los 803 son aquellos que se dedican a líneas para adultos, mientras que los 806 se encargan del ocio, es decir, están relacionados con la videncia, cartas del tarot y este tipo de ofertas. Finalmente, el 807 es el que ser dedicada ciertos servicios profesionales como abogados, asesores u otro tipo de personas que podrían prestar sus servicios por teléfono, aunque también se sirven de este teléfono algunas empresas en las que nos tengan que dar algún tipo de cita previa.

Una cosa que debemos tener en cuenta con los números 800 es que mientras mayor sea el cuarto número, mayor será el precio que deberemos pagar por utilizarlo. Según la OCU, si la cuarta cifra es un 0 o un 1 las llamadas desde móvil no podrán tener un precio superior a 65 céntimos el minuto. Por otro lado, cuando para números cuya cuarta cifra es 6 o mayor deberemos hablar primero con nuestra compañía telefónica para que nos permita tener acceso a ellos. Esto ocurre porque son las empresas propietarias de esos números las que pueden poner precio al minuto, sin ningún tipo de límites. Una llamada a este tipo de números es extremádamente peligrosa, ya que podríamos estar pagando desde 1,3 euros el minuto, y desde ahí hasta el infinito. Una auténtica barbaridad.

11811

Como decíamos anteriormente, debes tener mucho cuidado con los números de tarificación especial si no quieres pagar de más. Sin embargo, hay un numero mucho más caro y con el que sí o sí deberás tener especial cuidado: los números de información telefónica, como el 11811. Si llamas a un 11811, podrías llegar a pagar hasta 3 euros por minuto, y si tu llamada se extiende diez minutos (el máximo permitido) estarás pagando 30 euros.

Llamar al 11811 es extremadamente caro, por lo que deberás tener mucha precaución. De hecho, existen múltiples quejas y reclamaciones por parte de los usuarios, ya que el tiempo de espera es muy elevado y el coste de la llamada excesivamente alto si llamas desde el teléfono móvil. Si este es tu caso, puedes reclamar llamadas al 11811 en tu compañía telefónica o presentar una denuncia en una organización de consumidores como la OCU.

Si tu operadora se niega a devolverte el importe, lo siguiente que deberás hacer es tramitar una queja desde el departamento de reclamaciones. Así, dejarás constancia de la queja y podrás remitirla posteriormente al organismo correspondiente. No obstante, si la reclamación no avanza, la última solución a la que podrás recurrir (no exenta de riesgos) es bloquear los recibos bancarios de tu operador.

Cuidado con llamar a emergencias

Aunque no son números de tarificación especial como los anteriores, llamar a los servicios de emergencia cuesta también dinero. Hay teléfonos que son gratuitos como el 112 y donde tenemos que llamar a la hora de comunicar una incidencia sea del tipo que sea. Pero hay otros que no son gratis y que dependerán de la jurisdicción. Llamar a la Guardia Civil, a los bomberos, a la Policía Nacional o a la Policía Local suponen un precio extra en la factura. No es un precio elevado como algunos de los números 800 o 900 de párrafos anteriores, pero sí debes tener en cuenta que pagarás por ellos.

Aunque puede variar, el precio suele ser de 3,5 céntimos por llamada o 2 céntimos por minuto desde la red fija y de 20 céntimos por llamada, aunque también puede ser de 12 céntimos por minuto desde la red móvil. No obstante, el coste puede variar, ya que desde un teléfono fijo el precio es de 20 céntimos por coste de llamada, y de hasta 12 céntimos por minuto desde una red móvil. Es decir, tendremos que llamar por comunicar una emergencia nos guste o no salvo que llamemos al 112. Y es que, este número de contacto al que podemos llamar en caso de emergencia es el único gratuito. Los números que tenemos que tener en cuenta que son de pago son:

  • 061 – Urgencias sanitarias (autonómico) – De pago.
  • 062 – Guardia Civil – De pago.
  • 080 – Bomberos (local) – De pago.
  • 091 – Policía Nacional – De pago.
  • 092 – Policía Local – De pago.

Encontrar alternativas

Hay muchos buscadores que ayudan a encontrar alternativas a números 900. En estos casos, nos referimos a webs que te permiten introducir el número al que quieres llamar si quieres evitar la tarificación especial o quieres que esté incluido en el número de minutos contratado. Ten en cuenta que no todos van a tener una alternativa y que muchos de los teléfonos más caros no tienen una versión gratuita porque no están obligados a ello. Es decir, un concurso de televisión por el que vas a gastar dinero llamando para «nominar» o «salvar» a tu cantante favorito no tiene una opción de teléfono gratuito porque justo pretende lucrarse con la llamada.

Por esto mismo, por más que busquemos una opción totalmente gratuita, habrá diferentes teléfonos que será prácticamente inevitable pagar por llamar. Igual ocurre con números del tarot que no tendrán versión gratis porque viven del coste de estas llamadas… No obstante, hay otros que sí lo ofrecerán como suelen ser servicios de atención al cliente o teléfonos para contactar con empresas como pueden ser agencias de transporte, tiendas, tu compañía de luz, etc. En este caso, de compañías de atención al cliente, la legislación obliga que las compañías tengan un número alternativo además del número de tarificación especial. Un número que el consumidor pueda usar.

Puedes buscar el número en Google y te saldrá el 902 pero puedes buscar más allá de Google, en la página web de la empresa para ver si en contacto hay alguna alternativa, por ejemplo. En caso de no encontrar ninguna opción, hay webs dedicadas a eso que nos buscan equivalencias válidas y más baratas: www.nmn900.com, por ejemplo, o nomas900.info que nos dan opciones alternativas.

Números 900 - NM900

¡Sé el primero en comentar!