El presunto estafador Gonzalo Sapiña vuelve a las andadas como «mrpipz»

Gonzalo Sapiña, más conocido en las redes como GNZ Trading ha vuelto a crearse un perfil de Instagram y un nuevo curso de Forex bajo otro pseudónimo a pesar de estar en libertad con cargos por un presunto delito de estafa. El «influencer» que reside en Andorra fue detenido junto a ocho personas en la llamada «Operación Forex» orquestada por Europol y con la colaboración de los Mossos.

GNZTrading está de vuelta 7 meses después de su arresto y en esta ocasión bajo el nombre de «mrpipz«. Ha vuelto a crear un perfil en redes sociales donde comparte una vida de ensueño con lujos y coches de alta gama y ya está cocinando un nuevo curso de forex donde promete «adquirir las habilidades y los conocimientos para hacer y conservar PIPS». ¿Qué significa PIP? La palabra viene del inglés y significa punto porcentual. Básicamente los inversores en divisas utilizan esta medida para cuantificar el movimiento en el tipo de cambio.

Mismo modus operandi, diferente nombre

El presunto delincuente de 34 años está acusado por las autoridades de crear una estructura piramidal y estafar a decenas de personas que adquirieron sus cursos de forex. GNZTrading compartía a diario operaciones exitosas en su perfil de Instagram mediante historias y siempre culminaba mostrando copiosas comidas en los mejores restaurantes, paseos en coches de alta gama o descorchando botellas de champagne. Una vida de ensueño que vendía a sus seguidores haciéndoles creer que la obtenía mediante las operaciones con forex. La realidad es que Gonzalo Sapiña alquilaba los coches de alta gama en el mismo concesionario donde años atrás trabajaba de comercial y su vida era de lo más normal a pesar de la falsa apariencia en redes sociales.

Desde hace cuatro meses, Gonzalo ha comenzado a crear historias en Instagram con «trades» exitosos para demostrar una trayectoria de éxito con sus «PIPS», otra serie de historias relacionadas con criptomonedas y varias secuelas con diferentes coches de alta gama. Por primera vez también muestra que es un consumidor habitual de marihuana. En realidad, estamos ante el mismo modus operandi que cuando tenía 90.000 seguidores y fue detenido en su propio domicilio.

No deja de ser sorprendente que a pesar de estar en libertad con cargos y a la espera de juicio, el responsable de la «operación forex» vuelva a las andadas y además utilice las mismas técnicas para tratar de captar futuros alumnos. También sorprende que ADSLZone se ha puesto en contacto con diferentes personas presuntamente estafadas y todas ellas han recibido amenazas por parte de perfiles de Instagram que seguramente hayan sido creados por el mismo Gonzalo o por su círculo más cercano. Una de las asignaturas pendientes de la justicia es evitar que un presunto delincuente vuelva a delinquir de forma reiterada hasta que pasa a disposición judicial. El ejemplo más claro lo tenemos en los famosos carteristas que pueden llegar a cometer hasta 50 delitos hasta que entran en prisión.

¡Cuidado con los cursos de criptomonedas, forex o estructuras piramidales!

La Red se ha inundado de formaciones que prometen hacerse millonario en apenas unos meses o sistemas «Ponzi» que prometen una rentabilidad asegurada prácticamente sin hacer nada. La Audiencia Nacional está investigando varias estafas piramidales como Arbistar (con criptomonedas» o Nimbus que también está en el punto de mira.  Desde el «boom» que han experimentado las criptomonedas los ciber-estafadores están aprovechando para captar usuarios que piensan que se puede ganar dinero de forma sencilla sin formación. Antes de depositar dinero en cualquier «monedero virtual» asegúrate bien de revisar su reputación y no te dejes llevar por la simple apariencia de una página web. Tampoco te fíes de algunos influencers que a pesar de tener cientos de miles de seguidores te pueden estar vendiendo un producto de riesgo sin ningún tipo de pudor. En Instagram se puede comprobar como muchos perfiles conocidos se han vendido a las empresas de apuestas o brokers de bolsa de dudosa reputación.