¿Pueden saber dónde vivo por mi dirección IP?

En los tiempos que corren, en el que la privacidad es un factor crucial para no dar facilidades a los ciberdelincuentes, nuestra dirección IP (protocolo de Internet) puede revelar más de lo que creemos a simple vista viendo esos números. Se puede llegar a geolocalizar la dirección IP, pero, ¿pueden llegar a acercarse tanto como para saber dónde vives?

La dirección IP es como una especie de matrícula o identificación que permite identificar las partes conectadas en una red. Esta serie de números nos identifican de cara al resto del mundo conectado, pero pueden llegar a ser un problema si consiguen desvelar más información de la debida en primera instancia.

Cómo saber cuál es tu IP

Lo primero que vas a necesitar es conocer cuál es tu dirección IP pública. Puede que incluso te la hayan solicitado en el pasado y no hayas sido capaz de saber dónde localizarla. Hay multitud de métodos sencillos para ello: desde consultar páginas web especializadas como cual-es-mi-ip.net a simplemente teclear en la barra de búsqueda de Google «What is my IP?».

Direccion IP

Dirección IP

Una dirección IP es una cadena de números separados por puntos. Las direcciones IP se expresan como un conjunto de cuatro números. Cada número del conjunto puede variar de 0 a 255. Por lo tanto, el rango completo de direcciones IP va desde 0.0.0.0 hasta 255.255.255.255. Las direcciones IP no son aleatorias. La Autoridad de números asignados de Internet (Internet Assigned Numbers Authority, IANA), una división de Internet Corporation para números y nombres asignados (Internet Corporation for Assigned Names and Numbers, ICANN), genera y asigna matemáticamente las direcciones IP.

El uso de direcciones IP normalmente ocurre sin que lo notemos. El proceso funciona de la siguiente manera:

  1. En un principio, el dispositivo se conecta indirectamente a Internet mediante una red conectada a Internet, que luego le otorga acceso al dispositivo.
  2. Cuando estés en casa, esa red probablemente será tu proveedor de servicios de Internet (ISP). En el trabajo, será la red de tu empresa.
  3. Tu ISP asigna la dirección IP al dispositivo.
  4. Tu actividad en Internet pasa por el ISP, el que la redirige a ti mediante tu dirección IP. Dado que te brinda acceso a Internet, es responsabilidad del ISP asignarle una dirección IP a tu dispositivo.
  5. Sin embargo, tu dirección IP puede cambiar. Por ejemplo, la dirección puede cambiar si enciendes o apagas el módem o enrutador. O bien, puedes comunicarte con tu proveedor de servicios de Internet (ISP) para que la cambie en tu nombre.
  6. Cuando estás fuera de casa, por ejemplo, viajando, y llevas tu dispositivo contigo, la dirección IP de tu casa no te sigue. Esto se debe a que utilizarás otra red (Wi-Fi en un hotel, aeropuerto o cafetería, etc.) para acceder a Internet y utilizarás una dirección diferente (y temporal) que te asignará el ISP del hotel, el aeropuerto o la cafetería.

Una vez averiguada tu dirección IP pública (no confundir con la dirección IP privada, que esa identifica a un dispositivo conectado en nuestra red interna), tendremos un primer punto de partida para saber cuántos datos aporta a cualquiera que quiera hacer maldades con ella.

Cómo geolocalizar una dirección

Hay una variedad de bases de datos en Internet en las que puedes consultar el lugar desde el que se encuentra una dirección IP. Puedes probar con la tuya o con cualquier otra que sepas dónde se encuentra y verificar la exactitud en la geolocalización de la misma.

Ubicación Dirección IP

Ubicación Dirección IP

Algunos ejemplos son Maxmind, IPGeolocation, IP2Location, IPAPI o IP2C. Realizando pruebas en todas ellas, podemos conseguir un resultado numérico que devuelve unas coordenadas estimadas para tu IP. Según lo precisas que sean sus bases de datos, estas coordenadas pueden tener un margen de error de 5 o 10 km. Lo más probable es que lleguen a saber con exactitud tu localidad o ciudad, pero se pierdan algo más con la dirección exacta.

Otra alternativa a esas webs, para matar dos pájaros de un tiro, es recurrir nuevamente a cual-es-mi-ip.net. Además de conocer el número asignado a tu dirección pública, hay una herramienta de geolocalización que os mostrará la estimación de vuestra ubicación.