Cómo puedo registrar mi coche en Cabify

En caso de quieras ser conductor y estés en disposición de todo lo que eso conlleva, tú también puedes registrar tu coche en Cabify y ser chófer de este servicio de VTC (Vehículo de Turismo con Conductor). Una forma de la que puede ser muy accesible para los que estén y cumplan todas las condiciones. Ahora bien, ¿cómo podemos dar de alta nuestro vehículo para esta modalidad de transporte en España?

Para su alta hay que cumplir unos requisitos

Cabify es una de las empresas de VTC más famosas por contar con conductores y servicios de calidad, a un precio muy competitivo y económico. Hoy en día opera en 12 países y en más de 130 ciudades. En España, actualmente podemos encontrar coches de Cabify en ciudades como Madrid, Málaga, Barcelona, Sevilla, Murcia, Alicante, Valencia, Santander y A Coruña, y de lo que espera que todavía se sumen otras tantas ciudades en los próximos meses.

El funcionamiento de estas aplicaciones de cara al usuario es tremendamente sencillo, gracias a la implementación de las nuevas tecnologías como una parte más de nuestro cuerpo. Para el caso del cliente, basta con coger el smartphone, abrir su app, poner origen y destino y esperar a que llegue el coche que nos vendrá a buscar.

Pero, ¿cómo podemos hacerlo para que seamos nosotros los que transportemos gente en nuestro coche? ¿Qué debemos cumplir para registrar el vehículo con Cabify? Porque sí; antes que nada, debes saber que el primer requisito para ser conductor privado, si deseas trabajar por cuenta propia, es disponer de un coche de lujo o alta gama. ¿Lo tienes? Entonces sí puedes acceder.

Así lo podrás registrar en Cabify

Cabify se define como una plataforma que pone en contacto a conductores profesionales con usuarios que necesitan solventar un problema puntual de movilidad. Dicho de un modo más fácil, alguien que necesita un coche y un chófer que le lleve de un punto a otro y no le cobre demasiado por ello.

Para hacerlo, y si lo que queremos quieres trabajar para una empresa de este calibre, puedes hacerlo contando con la necesaria licencia de VTC que tanto se pide a los conductores. También hay otras empresas que permiten que nos demos de alta siendo trabajadores autónomos, a lo que habrá que darse de alta en Hacienda y en la Seguridad Social.

Dar de alta registrar coche Cabify

Por empresario se entiende aquél que es dueño del coche y de la licencia VTC que le autoriza a desempeñar esa función. Para ser empresario de Cabify, y registrar nuestro vehículo, por tanto, son imprescindibles dos requisitos:

  • Tener una licencia de arrendamiento de vehículos con conductor, conocida como VTC. Esto es así desde que se reguló en España el alquiler de coches con conductor.
  • Tener un coche que cumpla las condiciones de la gama a la que quieres acceder (los Skoda Superb, Hyundai i40 y Toyota Avensis son los más utilizados).

Para solicitarlo, habrá que dirigirse al apartado de ‘alta’, confirmar la elegibilidad de tu vehículo y preparar los documentos necesarios para que Cabify los revise. Para obtener más información sobre los requisitos específicos del vehículo, podremos consultar en el apartado nombrado como «¿Cuáles son los requisitos del coche y los documentos para el programa de conductor VTC?

Esto se puede solicitar navegando por el Recopilador de Documentos. En él habrá que rellenar nuestra dirección de correo electrónico, el nombre del coche y la ubicación del mismo. A continuación, se nos pedirá que enviemos los documentos requeridos por Cabify para registrar el coche, como la inspección. Entonces será el servicio el que nos detalle la confirmación y todo lo correspondiente para empezar.

A tener en cuenta

El conductor como trabajador y el coche como medio de trabajo son los únicos dos elementos con los que el cliente interactúa sin estar tocando una pantalla. Su satisfacción es vital para que ese cliente quiera repetir y recomiende a su entorno el uso de este servicio.

Tan importante es la valoración del conductor y su coche que cuando finaliza la app cada cliente valora de forma secreta el servicio que acaba de recibir, y esas valoraciones pueden afectar a la retribución final.

Algo importante a tener en cuenta es que Cabify, como cualquiera de estas empresas VTC, se preocupa muy mucho por el estado del vehículo: tiene que estar limpio siempre, tanto por dentro como por fuera, reunir unas características concretas en cuanto a tamaño y color, siempre recoger al cliente con las ventanillas subidas, radio apagada y climatizador a una temperatura agradable… y esta preocupación también es extensible sobre la presencia del conductor y sus formas. La excelencia también tiene que notarse en la primera impresión; si se cumple con todo, nuestro coche estará totalmente operativo para dar un servicio.

¡Sé el primero en comentar!