El ADSL gana al CABLE la batalla para ‘robar’ mercado a Telefónica

El ADSL gana al CABLE la batalla para ‘robar’ mercado a Telefónica

Javier Sanz

La Asociación de Internautas publica un artículo sobre la rivalidad de empresas como Wanadoo o Ya.com que elevan la competencia a Telefónica. Ya veremos que nos deparan los próximos meses con las novedades de ISPs como Superbanda. Las empresas que compiten con Telefónica por el mercado de acceso a Internet con ADSL están ganando a las operadoras de cable la batalla por el negocio de la banda ancha. Al cierre del pasado marzo, las compañías que prestan servicios de telecomunicaciones a través de la tradicional red de par de cobre, con tecnología ADSL, sumaban 2,966 millones de clientes, frente a los algo más de setecientos mil que tienen los operadores de cable.

Durante el último trimestre, la agresividad comercial de compañías como Wanadoo y Ya.com controladas por France Télécom y Deutsche Telekom, respectivamente, ha recortado en 2,5 puntos porcentuales la cuota de mercado de Telefónica en ADSL, que quedó en el 66,7 por ciento en marzo.

La pérdida de mercado de Telefónica en el conjunto del mercado de banda ancha, es decir, incluyendo a los cableoperadores, es menor, al pasar del 55,5% de diciembre de 2004 al 54,2% que mantenía de participación en el conjunto del mercado español.

France Telecom, a través de su filial Wanadoo, ha aprovechado al máximo sus ofertas combinadas de ADSL y voz, de tal forma que el último año ha incrementado en un 138 por ciento su número de clientes, hasta bordear el medio millón al cierre de marzo. Ya.com también ha duplicado su número de clientes y, según estimaciones del mercado, ronda los 220.000 usuarios, frente a los aproximamente 130.000 que tenía a mediados de 2004.

Esta evolución es consecuencia de un sensible endurecimiento de las condiciones competitivas del mercado español, en el que grupos como Ya.com, Wanadoo o Jazztel entre los que suministran ADSL y Ono entre los operadores de cable han lanzado nuevos productos de mayor velocidad. Así, Ono ha lanzado ONo 3D 4 Megas que ofrece una conexión de 4 Mbps de velocidad y cien canales de TV digital por cincuenta eduros al mes.

Los operadores de ADSL han reaccionado con aumentos generalizados de su velocidad, si bien, estas ofertas no son generales para todo el mercado, ya que están limitadas a aquellas zonas -generalmente las grandes ciudade- donde cuentan con las posibilidad de alquilar lineas a Telefónica, conectándolas desde la propia central. Con este esquema, Wanadoo anunció hace dos semanas que cuadruplicaba gratuitamente su velocidad de acceso, de forma que su oferta estándar pasaba a ofrecer 2 Mbps de velocidad y llamadas nacionales ilimitadas por 36 euros/mes.

En esta misma línea, Ya.com y Jazztel anunciaron la pasada semana aumentos de la velocidad de sus productos, de forma que la filial de la alemana Deutsche Telekom anunciaba una duplicación de su velocidad de forma que la oferta básica tendrá 1 Mbps y llamadas nacionales ilimitadas por 33 euros/mes.

Jazztel ofrecía, por su parte, un aumento de su velocidad hasta 4 Mbps y llamadas nacionales, también por 33 euros mensuales.

Mientras, Telefónica no ha estado parada, pero la obligación de que todas sus ofertas sean aprobadas por la CMT ralentiza considerablemente sus tiempos de reacción comercial. Así,el gigante español, ha lanzado en los últimos meses el primer ADSL que no se tarifica por tiempo de conexión, sino por volumen de datos descargados -ADSL Mini-, y está empezando a ofrecer acceso de alta velocidad con tarifa plana de llamadas de voz, mediante tecnología IP. Además, ya ha logrado luz verde de la CMT para duplicar la velocidad de sus servicios, un proceso que estará finalizado en octubre y que situará la oferta mínima en 1 Mbps.

El final de un «dinosaurio» tecnológico

Ayer entró en vigor la liberalización de los precios de acceso a Internet de banda estrecha, como consecuencia de una decisión tomada por la Comisión Delegada de Asuntos Económcos del Gobierno del pasado 21 de abril. En la práctica está medida supone acabar con un dinosaurio tecnológico, aunque sólo contaba con cinco años de edad, lo que da una idea de la velocidad de evolución de las tecnologías en este sector.

En el verano del año 2000, el Gobierno, ante la presión de la opinión pública, aprobó una tarifa plana para acceso a Internet a través de la red telefónica convencional por la que obligaba a Telefónica a proporcionar una conexión de banda estrecha y de seis de la tarde a ocho de la mañana, por 16,5 euros/mes y que pretendía impulsar el uso de la red eliminando el temor a las altas facturas. Ese producto tuvo una vida comercial limitada, puesto que el auge de los accesos de banda ancha a partir de 2002 fue eliminando paulatinamente su interés, de forma que en estos momentos su presencia comercial era testimonial.

Igualmente, ha entrado en vigor la liberalización de tarifas del servicio de información 11818, cuyos precios estaban limitados por ley. Por tanto, Telefónica se encuentra ahora conque podrá subir sus precios, que aseguraba que eran artificialmente bajos, y por otra parte, ve como su otro servicio de información, el 11822, que sí tenía precios liberalizados, será redundante con el anterior.

Expansión