La nula oferta legal online empuja a los usuarios a piratear las películas de estreno

Disfrutar de películas de estreno online es misión imposible más allá de la «piratería». Una nueva web recoge datos sobre las películas más descargadas vía P2P en sus primeras semanas en las salas y en ellos se aprecia el nulo esfuerzo de las productoras en llevar estos contenidos a la Red para su acceso legal.

La industria de Hollywood asiste impasible a una realidad que le resulta prácticamente imposible evitar. Hablamos de las descargas de sus contenidos vía P2P o en sitios alternativos de streaming, que se han situado como medios mayoritarios para acceder a películas de estreno en la Red. No en vano, un rápido análisis de la situación en países como España evidencia que no existe otro modo para disfrutar de estos contenidos online.

La cerrada política de este sector con las llamadas ventanas de distribución les lleva a exhibir en primer lugar una película en el cine y tiempo después (meses incluso) llevarla a otros formatos como el Blu-ray, televisión y en algunos casos Internet. Son varios los estudios que han mostrado cómo esta dilación solo perjudica a las cuentas de las compañías, ya que los usuarios que no pueden permitirse acudir al cine a disfrutarlas por motivos económicos o porque no han sido siquiera estrenadas en su país optan en muchos casos por el P2P, lo que conlleva que las productoras no saquen un rendimiento económico por comercialización.

Investigadores estadounidenses han analizado esta nula disponibilidad online de las películas de estreno y aportan datos actuales que ayudan a comprender la situación y el comportamiento de los usuarios.Basándose en los resultados de las películas más pirateadas publicadas por Torretnfreak y en la información de CanlStreamlt han lanzado una web en la que se confirma la imposibilidad de acceder a películas de estreno en la Red en sus primeras semanas en las salas.

«Nuestra intención es saber si las películas mas pirateadas están disponibles legalmente. Con solo unas semanas recopilando datos hemos comprobado que son muy pocas a las que se puede acceder legalmente en Internet«, señala uno de los responsables del estudio. «Cuando estas películas no están disponibles los resultados que priman en Google son los de fuentes no autorizadas», explica.

Inmovilismo para adaptar su modelo de negocio

Aunque estos datos no prueban que exista una relación directa entre falta de oferta legal y «piratería», los responsables de la investigación si creen que «Hollywood podría hacer más» para facilitar el acceso a sus películas más demandadas. «Podrían lanzarlas online y antes acabando con la exagerada política de ventanas de distribución», recomiendan como forma de actualizar su modelo de negocio.

Como se puede ver en la web, tres semanas después de su estreno solo el 46% de las películas más pirateadas están disponibles en alguna plataforma digital. En el mismo periodo de tiempo solo el 13% están disponibles para alquiler o streaming, mientras que ninguna de ellas se estrenó de forma simultánea en Internet y en las salas. En definitiva, más pruebas que evidencian lo desfasado de su estrategia en un mundo en el que los usuarios demandan una disponibilidad inmediata gracias a las posibilidades que ofrece Internet y que no tienen alternativas legales para satisfacer sus pretensiones.