1and1 compra Arsys

1and1 compra Arsys

Redacción

Arsys ya es propiedad de 1and1. Después de varias semanas de especulaciones en torno a la operación, ésta ha sido confirmada por parte de la compañía alemana. Finalmente la conocida firma española dedicada al hosting y que en su día intentó la incursión como operador de ADSL ha sido adquirida por 140 millones de euros.

United Internet AG aumenta su filial española con una operación millonaria. Arsys, hasta ahora propiedad de las empresas de capital de riesgo The Carlyle Group y Mercacapital, ha sido adquirida por el gigante europeo responsable del conocido servicio de alojamiento web 1and1. En la operación han comprado el 100% de las acciones de una empresa líder en el mercado del hosting y cloud computing en nuestro país.

Con más de 150.000 clientes, 290 empleados, 40 millones de euros en facturación anual, Arsys ofrece sus servicios a través de centros de datos propios en España. Tras el acuerdo, la gestión de la empresa española con sede en Logroño seguirá en manos del actual equipo directivo. A su vez se ha conocido que su marca no desaparecerá para la unificación de los productos en 1and1, sino que la compañía alemana estará presente en nuestro mercado con las dos marcas.

«Estamos reforzándonos en España incorporando personal cualificado que se une a una marca consolidada y con una amplia base de clientes», remarcó el CEO de 1and1, Ralph Dommermuth. Los cerca de 6.500 empleados y 44 millones de cuentas de clientes en todo el mundo muestran el poderío de la compañía germana, quien realizará el pago de los 140 millones de euros en efectivo.

El intento de Arsys en el mercado del ADSL

Arsys, al margen de ser conocida como proveedor de alojamiento web, también intentó consolidarse en nuestro país con un infructuoso salto al mercado de la banda ancha fija. En 2006, después de tres años en el sector, cesó su servicio de ADSL traspasando su cartera de clientes a Wanadoo. La fuerte competencia en el sector provocó que la marca española no consiguiese hacerse hueco en un mercado en el que el grupo de operadores alternativos de ADSL ha quedado reducido a Orange, Jazztel y Vodafone.