Los españoles teníamos líneas móviles por encima de nuestras posibilidades

Los españoles teníamos líneas móviles por encima de nuestras posibilidades

Claudio Valero

Durante el 2012 se ha producido un curioso fenómeno en el terreno de la telefonía móvil. Algo más de 2,5 millones de líneas desaparecieron el pasado año, ajustando el número de líneas a una situación más real. Y es que parece que los españoles teníamos líneas móviles por encima de nuestra posibilidades.

Con esa contundente frase define Miguel Angel Uriondo la realidad de la telefonía móvil en nuestro país. Como podemos leer en su blog ALSD, Movistar y Vodafone perdieron 4,5 millones de líneas en 2012. Esta cifra representa, aproximadamente, un 10 por ciento de la población de España. Es decir, que una de cada diez personas habrían dejado de tener línea en nuestro país. Eso claro, si contamos una línea por persona.

Según la CMT, Movistar y Vodafone sufrieron una importante caída con la pérdida de 4,5 millones de líneas móviles entre los dos. Aunque parecen cifras malas, debemos ponerlas en contexto. Entre Orange, Yoigo y el grupo de los OMV han ganado unos 2 millones de líneas. Entonces, si Movistar y Vodafone han perdido 4,5 millones y la competencia ha ganado 2 ¿Dónde están los 2,5 millones de líneas restantes?

Miguel Angel Uriondo defiende en su blog que los españoles teníamos líneas de móviles por encima de nuestras posibilidades, y el año 2012 sirvió para ajustar un poco la situación. Casi la totalidad de los 2,5 millones de líneas que desaparecen, pertenecen a líneas de prepago desactivadas y por tanto sin valor. Por ello, ni Movistar ni Vodafone lamentarán la pérdida de estas líneas, que solo servían para engrosar la cifra de clientes de cada una de ellas.

A la desaparición de líneas han contribuido los “pinchos” USB, que se han dejado de utilizar a favor de los smartphones. Ahora es mucho más común el compartir la conexión desde nuestro móvil al ordenador que hacer uso de uno de estos módems USB. También se está imponiendo el uso de los servicios Multi SIM, para usar la misma tarifa de datos en el smartphone y la tableta.

Pese a esta explicación de la pérdida de líneas, el verdadero problema para Movistar y Vodafone reside en los 2 millones de líneas que han pasado a la competencia. Los OMV han arrasado en 2012 y parece que seguirán luchando en 2013. Veremos cual es la estrategia de las grandes para acabar con esta sangría. ¿Creéis que lograrán invertir la tendencia en 2013?