iCloud y Dropbox ya sufren el éxito de MEGA

iCloud y Dropbox ya sufren el éxito de MEGA

Redacción

MEGA se ha estrenado arrasando. El nuevo servicio de alojamiento en la nube de Kim Dotcom ha sido un completo éxito en sus primeros días hasta el punto de colapsarse. Muchos de sus nuevos usuarios provienen de otras plataformas similares como iCloud o Dropbox.

Aunque por supuesto el éxito hay que comprobarlo con el paso del tiempo, no cabe duda de la buena acogida en sus primeros días. MEGA, que fue anunciado meses atrás y sobre el que ha crecido la expectación según se acercaba la fecha de su inauguración, bebe directamente de lo que fue Megaupload, un servicio que aglutinó a millones de usuarios que a tenor de lo visto hasta ahora echaban de menos esta plataforma.

Como hemos visto estos días, el nuevo MEGA cuenta con un diseño y características que lo diferencian de su antecesor. El concepto que observamos en la última plataforma del siempre polémico Kim Dotcom es la orientación hacia un disco duro virtual, siguiendo el estilo de servicios como Dropbox. De hecho, es éste uno de los primeros que ha comprobado en sus carnes cómo los usuarios optaban por alojar sus archivos en MEGA.

Según la información que publica elEconomista.es tomando datos del ránking Alexa, las visitas a Dropbox han caído en un día nada menos que un 24,6%, un porcentaje muy a tener en cuenta y que solo se entiende por el reciente estreno en la Red. A su vez, el volumen de visitas de la nueva plataforma ha crecido de una forma impresionante, hasta registrarse en palabras de Dotcom unas «60 cargas de archivos por segundo» que prometen disparar la cantidad de contenidos en el nuevo cyberlocker.

Otro de los rivales de MEGA ya ha visto cómo le superaba en visitas. Hablamos de iCloud, la particular apuesta de Apple por el alojamiento de archivos en la nube. Estancado en los últimos meses se aprecia que con la llegada del servicio de Dotcom este fin de semana ha habido un retroceso en su volumen de visitas y queda por detrás de MEGA.

Veremos si esta progresión continúa en los próximos meses. A su favor está la baza que os explicamos ayer sobre el precio del servicio, más económico en sus tarifas de pago que sus principales competidores como Dropbox, SkyDrive de Microsoft y Google Drive. ¿Acabará imponiéndose a estas alternativas el nuevo MEGA?