Monitor 4K a 60 Hz o 1080p/1440p a 144 Hz: ¿cuál debes comprar?

Hardware

A la hora de comprar un monitor para nuestro ordenador nos enfrentamos a una dura decisión sobre qué debemos priorizar, si la fluidez con una resolución algo más baja; o la resolución para tener la mejor calidad de imagen en el contenido que veamos, aunque en juegos vaya menos fluida. Por ello, vamos a ver si es mejor comprar un monitor 4K a 60 Hz u otro de menor resolución de 144 o 240 Hz.

4K, 1440p o 1080p: 60, 144 o 240 Hz, el eterno dilema

Actualmente el mercado está muy abierto para comprar un monitor. Podemos elegir entre las tecnologías IPS, TN o VA para nuestra pantalla, teniendo mejor color, luz y ángulos de visión con IPS, pero un tiempo de respuesta mejor en los TN junto con un precio más reducido. También podemos elegir tasas de refresco de 60, 75, 120, 144 e incluso 240 Hz, aunque limitados a 1080p en esta última.

Los monitores 4K llevan ya años en el mercado, y podemos encontrar modelos realmente baratos por menos de 300 euros. Por ejemplo, tenemos el Samsung U28E590D, el monitor 4K más vendido de Amazon. Y no es para menos, porque por 290 euros tenemos resolución 3840 x 2160 píxeles con un panel TN, 1 ms de tiempo de respuesta, y 60 Hz de tasa de refresco. El monitor, de 28 pulgadas, también es compatible con soportes VESA y tiene AMD FreeSync.

Sin embargo, para mover un juego en 4K y 60 Hz necesitamos un ordenador muy potente, por lo que más allá de consumir contenido es probable que no podamos tener una resolución tan alta en juegos manteniendo los 60 FPS. En ese caso, podemos optar por unas resoluciones más bajas y unas tasas de frames por segundo más llevaderas para nuestro ordenador.

Así, tenemos a nuestro alcance monitores con resolución Full HD y WQHD (también llamado 2K, aunque no es técnicamente correcto), y tasas de fotogramas de 120, 144 y hasta 240 Hz. Cuantos más hercios tenga una pantalla, y a más FPS juguemos, más fluido lo vamos a ver. Actualmente los monitores de 144 y 240 Hz son lo mejores disponibles, aunque ya hay monitores que pueden alcanzar los 480 Hz a bajas resoluciones, donde se ha llegado a afirmar que se nota la diferencia con 240 Hz (el cual se creía que era ya el límite).

Yo uso un monitor de 144 Hz, y os puedo asegurar que la diferencia con respecto a los 60 Hz merece la pena si vas a jugar, sobre todo en juego competitivo. En la siguiente imagen podemos ver cómo el aumento de tasa de frames es una línea de rendimientos decrecientes en función del tiempo que hay entre que se muestra un fotograma y otro en la pantalla.

Si nos fijamos, de 10 a 30 FPS la diferencia es enorme (de 100 a 33 ms), y también de 30 a 60 FPS (de 33 a 16,67 ms). Sin embargo, de 60 a 144 la diferencia es de 16,67 a 7 ms; apenas 10 ms. Este espacio de tiempo es mucho más pequeño, pero la diferencia se sigue notando cuando jugamos. De 144 a 240 Hz la diferencia pasa a ser de 7 a 4,2 ms; una diferencia de menos de 3 ms que no nos va a merecer la pena si tenemos que sacrificar resolución.

Por ello, actualmente para jugar la opción más óptima es tener un monitor WQHD de 144 Hz, ya que es bastante difícil notar la diferencia entre 144 y 240 Hz, donde 144 ya nos ofrece una fluidez excelente. Además, para 240 Hz es necesario comprar un monitor 1080p de 446 euros, por lo que en juegos competitivos puede costarte más ver a enemigos al tener casi la mitad de resolución que si jugases en WQHD.

¿Y por qué no tenerlo todo?

Si te lo puedes permitir, este mes van a salir a la venta los primeros monitores 4K a 144 Hz, con G-Sync, HDR y una reproducción de color alucinante. Estas pantallas, cuyos paneles por fin está fabricando AU Optronics, serán comercializadas por ASUS y por Acer, pero a unos prohibitivos precios de 2.500 euros por lo que se ha visto ya en algunas tiendas. También están poniéndose a la venta monitores 4K a 120 Hz por 1.400 dólares.

Si te lo puedes permitir, estos son los mejores monitores que hay en el mercado. Si no, tendrás que empezar a recortar funciones y empezar a priorizar qué quieres en función de tu presupuesto.

Monitores dependiendo de tu presupuesto

Si tienes 200 euros, lo mejor es optar por un monitor 1080p a 144 Hz. El HP OMEN 25, por 191,20 euros, es de las mejores opciones que podemos encontrar con estas características, además de tener un tiempo de respuesta de 1 ms. Pasar a WQHD con 60 Hz nos cuesta algo más, empezando en 300 euros.

Si queremos subir hasta un monitor WQHD de 1 ms y 144 Hz de tasa de refresco, el precio empieza a dispararse. Estos paneles son más caros, más grandes, y mejores, lo cual va asociado a un precio más elevado. Tenemos el BenQ Zowie XL2730 por 499 euros y panel TN, o el MSI MAG27CQ por 469 euros, con panel IPS y 4 ms. A partir de aquí, hay monitores WQHD con mejores prestaciones por precios que llegan a los 800 euros. De ahí el salto es hasta los 2.500 euros de los paneles 4K 144 Hz que mencionábamos antes.

Conclusión: todo depende del uso que le vayas a dar

Por tanto, la conclusión es que depende de para qué vayas a usar más el monitor, deberás comprar uno u otro. Si vas a jugar, y sobre todo juegos competitivos, opta por 144 Hz. Dependiendo de la potencia de tu PC y tu presupuesto, podrás elegir entre 1080p o 1440p.

A nivel personal, creo que 1440p/144Hz es la mejor opción por varios motivos. WQHD es una resolución bastante alta, pero además estás teniendo la fluidez extra de los 144 Hz Junto con ello, el escalado de Windows 10 es malísimo en monitores de resolución alta, y vas a tener que escalar el sistema si tienes un monitor 4K, algo que no te hará falta con WQHD.

Si vas a jugar a juegos más de rollo casual, vas a consumir muchos vídeos, películas y series, y vas a trabajar, entonces un monitor 4K es la opción por la que debes decantarte. Un monitor 4K para trabajar ofrece mucho espacio, por lo que si sólo tienes un monitor en lugar de dos o más, agradecerás tener uno donde te quepan varias ventanas completas abiertas.

Escrito por Alberto García

Fuente > ADSLZone

Continúa leyendo
  • jhalcon

    Eres un gamer. Pero haces afirmaciones sin conocimientos. Segun tú, mejor un monitor de 800×640 es mucho mejor si su tasa de refresco es muy alto. Y todo el sector queriendo llegar a los 8k .

    • Alberto García

      No sé de dónde sacas eso. He dicho que la resolución mínima a la que podemos optar con la máxima tasa de refresco es de 240 hz a 1080p. A partir de ahí podemos bajar a 144 hz en 1080p o 1440p, o 60 hz a cambio de tener 4K. Y en las conclusiones hablo de qué es mejor para cada uso.

    • Ocelot

      No sabes ni a que resolución juegan en muchos e-sports y por que .. ya que como veo en muchos tus comentarios ni puta idea.

  • ADSLero

    Pero tener un monitor de por ejemplo 144 Hz y full hd con una grafica nvidia 1030 no sirve de nada verdad? Luego la otra duda es, de verdad una 1080ti puede ofrecer 144 fps para acompañar a los 144Hz o incluso 240Hz de algunos monitores? o necesitas SLI de 1080TI para esos monitores?

    • Alberto García

      Con una gráfica poco potente al menos puedes ejecutar el escritorio a 144 Hz, donde es un placer mover el ratón con extrema fluidez xDD. Con una GT 1030 lo tendrías complicado, porque la mayoría no tienen salida DisplayPort, necesaria para alcanzar esos 144 Hz.

      Para jugar a 144 Hz a 1080p o 1440p no necesitas un equipo superpotente, o al menos no para los juegos menos exigentes. Yo juego en 1440p a CS:GO a 180 fps con todo al máximo con una GTX 970, y a Fortnite a 144 fps con casi todo al mínimo menos las texturas. Con otros juegos como Far Cry 5 sí necesitas un PC más potente que tenga al menos una 1080 Ti si quieres jugar a buena calidad y alcanzar los 144 fps en 1080p.

  • cacho_perro

    Para jugar es indudable que la mejor opción es un monitor IPS, 1440p (AKA 2K) a 144Hz o 165Hz y con Gsync / freesync. Da igual si la gráfica no llega a los 144fps, que la suavidad la vas a tener siempre.

  • Pingback: Intel confirma que la 9ª generación de procesadores Core usará 14 nm()

  • EXPERIMENTONGOD

    Muy buen artículo y estoy totalmente de acuerdo con la conclusión. Por rendimiento y calidad de la experiencia lo mejor que hay ahora mismo sería 1440p a 144/165Hz y a ser posible con G-Sync

  • dux

    “Además, para 240 Hz es necesario comprar un monitor 1080p de 446 euros, por lo que en juegos competitivos puede costarte más ver a enemigos al tener casi la mitad de resolución que si jugases en WQHD.”

    depende de como se produzca el escalado y cuan escondido esta el enemigo, p ej. en el csgo una resolucion inferior te “facilita” acertar mas facilmente a los enemigos y la gente prefiere mantener en todas las situaciones fps por encima de la velocidad de refresco de la pantalla aun sacrificando ajustes graficos porque no pierdes visibilidad. en PUBG si que valoro ese plus de la resolucion pero desde luego no es algo que se pueda decir de los juegos “competitivos”.