Así luce el menú de inicio de Windows 10 con Fluent Design

Software

Windows 10 Fall Creators Update llegará en apenas 3 semanas a todos nuestros ordenadores el próximo 17 de octubre, pero los Insiders ya pueden ir probando las últimas novedades para corregir todos los posibles fallos que pueda haber. Así, en la última build podemos ver cómo Fluent Design se ha hecho con el menú de inicio del sistema operativo.

Fluent Design se empieza a integrar dentro de Windows 10

Fluent Design, como ya sabréis, es el nuevo rediseño que Microsoft está implementando poco a poco en Windows 10, y que recuerda al cambio que Google introdujo con Material Design, con un diseño unificado y moderno para sus apps y sistema operativo. Primero ha ido llegando a aplicaciones del sistema operativo como Música o Fotos, así como también a Office. Ahora, en la build 17004 vemos la primera integración nativa de Fluent Design en un elemento propio del sistema operativo.

windows-10-fluent-design-menu-inicio

Como podemos ver en la imagen, la nueva organización y el nuevo estilo ya está disponible en el menú de inicio, y el efecto Reveal se muestra al dejar el ratón encima de un elemento. Este es uno de los efectos que tendrán los cinco aspectos de Fluent Design (Scale, Depth, Light, Material y Motion). Windows Central ha publicado también un vídeo sobre el aspecto final de esta función para ver cómo se ve en movimiento.

Este aspecto no llegará hasta dentro de unos meses, y podría demorarse hasta abril de 2018 para todos los usuarios

Este cambio lo han recibido los usuarios de Windows 10 Insiders Skip Ahead, que es la nueva rama que ha surgido para probar las novedades que irán llegando al sistema operativo en los meses posteriores al lanzamiento de Fall Creators Update. La actualización del 17 de octubre está ya prácticamente lista y no va a recibir más novedades, sino que ahora mismo se están puliendo fallos previos al lanzamiento de la versión RTM.

Por tanto, el cambio visual del menú de inicio no llegará hasta después de Fall Creators Update, y es posible incluso que no lo veamos hasta abril de 2018 cuando llegue Redstone 5 (sin nombre comercial todavía). Microsoft sigue apostando por la política de “Windows as a service”, con dos grandes actualizaciones anuales que añaden funciones y cambios. Veremos si esto se mantiene a largo plazo, o cuando acabe el soporte principal del sistema operativo el 13 de octubre de 2020 la compañía decide ir añadiendo estas funciones a una nueva versión del sistema operativo.

Y vosotros, ¿tenéis ganas de probar una interfaz única basada completamente en Fluent Design? Tarde o temprano esto debería ir llegando también a aplicaciones como el Explorador de archivos o resultar en la desaparición del Panel de control, aunque todavía queda algo de tiempo para que eso ocurra.

Escrito por Alberto García

Fuente > Windows Central