Tres híbridos eficientes (y baratos) de Volvo para moverse por la ciudad

A pesar de que todo apunta al coche eléctrico, los híbridos no son una opción menos merecedora de tener en cuenta, y para ejemplo la marca de Volvo. En su caso, el fabricante se postula hoy como uno de los grandes del momento en todo lo que se refiere a este tipo de tecnología, también teniendo en cuenta que ya sus vehículos de combustión se hacían bastante completos. Pero, ¿qué tenemos con los híbridos de Volvo para la ciudad?

Los híbridos de Volvo son opciones muy viables

A día de hoy, el término ‘híbrido’ está más de moda que nunca, y muchos fabricantes comienzan a esgrimir el término como si fuera la panacea. De hecho, son muchas las marcas las que están apuntando más hacia estos híbridos que a los eléctricos puros, como Volvo. Y no es el único.

Es por eso que, con la expansión de la movilidad eléctrica y las restricciones a la circulación de los vehículos más contaminantes, la compra de un vehículo de esta tecnología se torna como una opción más que lógica. Y en lo que respecta a la firma sueca, esta tiene grandes planes por delante en esta materia de la movilidad sostenible al más alto nivel.

Lo hace empezando con una ofensiva en el segmento compacto, pero también trabaja en los modelos del segmento D en adelante, confirmando que los modelos de las series ‘S’ y ‘V’ se renovarán. Esta dirección de Volvo se hace muy completa hacia los que son sus híbridos más sobresalientes, y que también se dictan para una utilidad más que viable para la ciudad.

Qué modelos tenemos

Ante esto, son las marcas como la de Volvo las que están haciendo por empujar tanto y tan bien a esta gama, los cuales cada vez cuentan más modelos de estas características, en diferentes segmentos para que se adapten a un mayor número de usuario en función de lo que necesiten.

En este sentido, la de Suecia lo hace en estos momentos con una variante de tecnología híbrida enchufable, también conocido como Plug-In-Hybrid, que es la que hace que todos sean propulsados por el modo eléctrico para cubrir con toda seguridad y garantía los desplazamientos cotidianos para la mayoría de los conductores. En concreto, y para un uso más correcto en ciudad, tenemos coches como el XC90, uno de los mejores del mercado.

Volvo XC90 híbridos ciudad

Volvo XC90

Mientras otros fabricantes suelen olvidar sus modelos en esta fase comercial, la marca sueca se desmarca haciendo aún más atractivo su estiloso SUV buque insignia. Este es el XC90 (en esta ocasión con tecnología híbrida), que es toda una declaración de intenciones frente a rivales como el Audi Q7, BMW X5 o el Mercedes GLE.

De versión híbrida enchufable, combina un propulsor gasolina dos litros turbo de cuatro cilindros con 317 CV y otro eléctrico que rinde 145 CV. En conjunto ofrece nada menos que 455 CV y 709 Nm de par, cifras más propias de una versión Polestar, como ocurre en el Volvo XC40 y XC60 (aquí su ficha técnica).

Con tracción total eAWD, se vincula con la caja de cambios automática de ocho relaciones. Según los datos técnicos oficiales, acelera de 0 a 100 km/h en 5,4 segundos y fija un gasto combinado de 1,3 litros/100 km gracias a una autonomía de 69 km en modo 100 % eléctrico, perfecto para el entorno urbano. Esto lo hace, también, muy propio para portar la etiqueta Cero emisiones de la DGT.

Volvo V60

De uso urbano familiar, también contamos entre los híbridos de Volvo con el V60, un coche muy definido y con mucho estilo. Su motorización híbrida, además, le proporciona tracción 4×4 y una potencia combinada que roza los 400 CV para dar lugar a unas prestaciones de primer nivel.

Hacia el que es el modo eléctrico, este coche es silencioso y muy cómodo en ciudad. También destaca por su batería, la cual se recarga mediante el motor de combustión interna y al decelerar el coche. La mayor intensidad de recarga se produce al frenar, lo que hace que su freno regenerativo favorezca a una conducción más eficiente.

S90

Entre los más plausibles tenemos este Volvo S90 T8, que es también un híbrido enchufable de 4 cilindros que alcanza los 400 CV de potencia y aúna en un sólo vehículo el estilo escandinavo, las mejores terminaciones interiores, un confort de marcha sobresaliente y la posibilidad de circular en modo eléctrico en la ciudad.

Volvo S90 ciiudad híbridos

De alto rendimiento, mantiene su tracción total eAWD y la caja de cambios automática de ocho relaciones. En este caso incluye el motor gasolina potenciado, mientras que el eléctrico no varía. Como tal, la diferencia es que ese motor eléctrico ‘de arranque’ es capaz de desarrollar hasta 34 kW (46 CV) de potencia, pudiéndose desplazar en modo eléctrico puro e inmediatamente accionar el motor térmico y funcionar en modo combinado sin que el conductor apenas pueda percatarse de lo que ha sucedido.

1 Comentario