R será el primer operador de cable que apostará por la fibra óptica hasta el hogar

El operador gallego R ha mostrado sus planes de futuro. En la actualidad ofrece conexiones de alta velocidad a través de su red híbrida, pero su intención es seguir dando pasos al frente con el fin de ofrecer fibra óptica hasta el hogar de los usuarios.

La fibra óptica hasta el hogar (FTTH en sus siglas en inglés) en Galicia será una realidad gracias a R. El operador regional dará el salto a este tipo de tecnología en un futuro con el objetivo de ofrecer conexiones de banda ancha ultrarrápida en sustitución del uso actual de su red híbrida HFC de cable coaxial y fibra. Su objetivo es plantar cara en Galicia a Movistar, operador que está desplegando de forma progresiva a nivel nacional su infraestructura de fibra óptica pero que no ha anunciado aún sus planes para llegar hasta la comunidad gallega.

Como ha explicado Alfredo Ramos, director del sector residencial de la compañía gallega, el primer avance antes de evolucionar a la fibra óptica hasta el hogar pasa por el despliegue de la llamada fibra óptica hasta el edificio (FTTB). De este modo, la red de fibra llega hasta el edificio de los usuarios (o hasta una manzana de edificios) y desde ahí hasta su hogar con tecnología VDSL2 de modo que se ofrece una conexión de gran calidad con un menor coste para el operador que si hubiese que llevar la fibra hasta la casa del usuario. De este modo "se consigue ofrecer conectividad a una media de 283 hogares por cada punto de terminación óptica", señala Ramos.

No obstante, ha confirmado que su objetivo es migrar de forma progresiva la red HFC hasta ofrecer FTTH "después de una serie de pruebas en nuestros laboratorios". Para ello estudian las ventajas de la solución que aportaría la frecuencia de radio a través de vidrio (RFoG), que permite a los operadores de cable implementar la conductividad de fibra de una forma rentable aprovechando las actuales infraestructuras HFC.

En definitiva, una evolución que tendrá como consecuencia un mayor despliegue de la banda ancha de alta velocidad en España, donde poco a poco empieza a despegar después de muchos años de estancamiento y retraso respecto a otros países europeos. Seguiremos atentos a los pasos dados por R en este sentido, que buscan dar un salto de calidad respecto a sus servicios actuales.