La SGAE quiere que sea el Estado el que devuelva el canon cobrado indiscriminadamente

La Sociedad General de Autores y Editores y el resto de entidades de gestión quieren cubrirse las espaldas de modo que no tengan que devolver a empresas e instituciones el canon que en los últimos años cobraron, según la sentencia del Tribunal de Justicia de la UE, de forma "abusiva e indiscriminada".

Tanto la SGAE como las entidades homólogas no están dispuestas a hacer frente al reembolso de las cantidades que podrían reclamar empresas e instituciones derivadas del canon digital. La sentencia del Tribunal de Justicia de la UE tras el caso Padawan, que declaraba esta tasa como "abusiva" y que eximía a éstas del pago de la misma, abrió la puerta a que se reclamase lo pagado hasta el momento. Fueron las entidades de gestión de derechos de autor las receptoras durante los últimos años de unas cantidades millonarias, pero ahora pretendan que sea el Estado el que haga frente a estos pagos.

Como publica CincoDías.com, desde el gremio de gestoras se muestran seguras de que "los grandes almacenes o alguna empresa de otro sector que quiera reclamar la compensación por copia privada o interponer una demanda por material comprado antes del año 2012 no pueden hacerlo contra nosotras ni con carácter retroactivo". En su opinión debe de ser el Estado el que compense a distribuidores y fabricantes por "la inadecuación de la ley española al derecho comunitario".

El debate sobre quién debe compensar a las empresas, fabricantes y otras entidades que ya están extentas del pago ha dividido incluso a éstas. Por un lado, algunas están dispuestas a "hacer esa reclamación patrimonial contra el Estado porque la legislación no se ajustaba a la directiva", mientras que otras harán lo propio centrando su objetivo en las entidades de gestión.

En contra del actual modelo de canon digital

Egeda, entidad gestora responsable de este comunicado, subraya que el Gobierno ignoró el mensaje de las entidades y que "procediese a tal adecuación", pero sus peticiones fueron ignoradas. Asimismo, la entidad asegura estar "alarmada" por la inseguridad jurídica que ha creado el nuevo Gobierno del Partido Popular con el nuevo modelo de canon con cargo a los Presupuestos Generales del Estado.

En su opinión, la medida "ha supuesto desventajas competitivas a las empresas que han cumplido con la ley" porque "ha habido varias empresas que han intentado aprovecharse de la situación poniendo en el mercado materiales adquiridos antes del 1 de enero del 2012 sin cobrar el canon por copia privada, para obtener una ventaja competitiva frente a las que cumplen con sus obligaciones". Esta declaración de intenciones llega después de que hace unos días las gestoras denunciasen que el Gobierno aún no ha pagado el canon de este año.