El iPhone 5 y el iPad 3 tendrán procesadores de cuatro núcleos

El iPhone 5 y el iPad 3 tendrán procesadores de cuatro núcleos

Javier Sanz

Apple quiere seguir en la cresta de la ola en cuanto a tecnología se refiere. Si la “era Jobs” se caracterizó por seguir de una manera más pausada los últimos avances en procesadores, en cuanto a telefonía móvil se refiere, la nueva era de la firma parece seguir nuevos derroteros. La era de Tim Cook parece que se distinguirá por imprimir, nunca mejor dicho, más velocidad en el apartado técnico.

A por lo último

Al menos así se refleja al ver uno de los documentos internos de la nueva actualización de iOS, el archifamoso sistema operativo de móviles que ofrece Apple. En esos documentos se revela que habrá compatibilidad con procesadores de cuádruple núcleo o quad core, unos chips que se espera sean el último grito en el próximo Mobile Wolrd Congress. Todo parece indicar que en la versión 5.1 de iOS, los procesadores más potentes del momento tendrán cabida. La revelación ha aparecido al encontrar la alusión “/cores/core.3″ en uno de los documentos internos de la nueva versión.

Siguiendo la lógica

Ese “core 3” podría ser perfectamente un quad core, ya que la nomenclatura de Apple se refiera como “/cores/core.0” a los móviles que usan procesadores monocore y usa la de “/cores/core.1” para los dual core que actulmente hay en el mercado en los iPhone 4S e iPad 2. Si nos fiamos de esto es más que probable que como decimos el iPhone 5 y el no menos interesante iPad 3 dispongan de procesadores muy veloces. En este punto, conviene comentar que siguiendo también la tradición de la firma en cuanto denominación de procesadores, parece cantado que la nueva joya informática de Apple se llamará A6.

Factor clave

Todo parece preparado en la firma de la manzana para dar entrada, como decíamos, a lo procesadores más potentes de la actualidad. Unos chips que tanto Samsung con su prometedor Galaxy S3 como HTC han dicho que los equiparán en sus terminales más avanzados. Teniendo en cuenta el papel comercial que ha realizado Samsung en 2011 con el Galaxy S2 como principal estrella, es clave, no solo para Apple, sino para todos los rivales optar por procesadores y medios técnicos similares que Samsung sino quieren que en 2012 se corone de una vez por todas como el máximo fabricante mundial de móviles.