Apple vuelve a perder un prototipo de iPhone 5 en un bar

Apple vuelve a perder un prototipo de iPhone 5 en un bar

Javier Sanz

El prototipo del iPhone 5 podría estar a punto de ver la luz tras un nuevo descuido de la compañía, que roza ya lo esperpéntico. Apple lo ha vuelto a hacer, y su nuevo modelo de iPhone está en paradero desconocido. De nuevo un bar trae de cabeza al gigante norteamericano.

Dicen que el ser humano es el único animal que tropieza dos veces en la misma piedra. Y en ocasiones parece que lo hace aunque la piedra sea enorme y fácilmente evitable. Ello se puede aplicar, y mucho, a la gigante norteamericana Apple. Y es que si la compañía tiene razones para presumir de muchos de sus logros, de lo que no puede jactarse es de la seguridad puesta para proteger sus diferentes proyectos. Y eso que desde la compañía aseguran que aprenden de los errores.

Todo ello viene a colación de la última noticia con la compañía de Cupertino como protagonista, y que vuelve a dejar en mal lugar su sistema de seguridad y a su capacidad de lectura de errores pasados: Apple ha vuelto a perder un prototipo de iPhone. Y es que el asunto no es nuevo. En 2010, la Red echaba chispas ante la noticia de la desaparición en un bar de cervezas alemanas en Redwood City, California, del prototipo del posterior iPhone 4, que fue vendido por 5.000 dólares a un portal que hizo pública las fotos.

Ahora, según publica CNet News ha vuelto a ocurrir, y, sorprendentemente, de nuevo en un bar, esta vez, de San Francisco, en el mismo estado de California; unos locales que parece que se están convirtiendo en el mayor quebradero de cabeza de la todopoderosa compañía. En esta ocasión, el objeto extraviado no sería otro que el prototipo del futuro iPhone 5 que, probablemente, ya se esté subastando entre los diferentes portales.

Según la misma fuente, aunque Apple aún no haya confirmado el extravío y la policía de la ciudad californiana asegure que aquélla no ha puesto ninguna denuncia, parece ser que la compañía contactó con las comisarías de la ciudad incluso señalando la posible ubicación del mismo, en el barrio de Bernal Heights. Tras ello, la policía registró la casa correspondiente sin hallar y con el juramento del inquilino de no saber nada, aunque confesó haber estado en la escena del “crimen”: el bar Cava 22. A pesar de la promesa de una suculenta recompensa, siguió negando relación alguna (los acusados de vender el prototipo iPhone 4 podrían ser considerados autores de robo).

A pesar de que para Apple la cuestión es primordial dado el valor incalculable que consideran dicha pérdida, la cuestión aún no se ha aclarado, y el prototipo del iPhone 5 sigue oculto a la espera de que llegue su hora para ver la luz y revolucionar, de nuevo, la Red.