Los operadores alternativos no optan a las ayudas públicas para extender su ADSL

Los planes de ayuda para el desarrollo de las infraestructuras de banda ancha en nuestro país no parecen interesar a los operadores alternativos. Así se desprende del nulo interés que muestran a la hora de presentarse a las convocatorias de estas ayudas públicas, lo que demuestra su postura centrada en la inversión por ahora en las zonas más rentables.

Extender su ADSL por zonas no competitivas no parece el objetivo prioritario de los operadores alternativos y por ello deciden no optar a las ayudas públicas que convoca el Estado para ayudar en la financiación de este despliegue. Así se desprende del análisis de los candidatos a recibir estas ayudas estatales en los últimos años, según publica el diario económico Cinco Días. En las listas de compañías que suelen presentarse a recibir estas ayudas destaca Telefónica y la ausencia de operadores como Jazztel, Orange o Vodafone.

Tal y como leemos en el citado medio, desde 2005 a 2008, el Gobierno puso en marcha el Plan de Extensión de la Banda Ancha, que permitió el acceso a la Red de más de 58.000 núcleos de población de todo el país. El Ejecutivo presupuestó 133 millones de euros en 2010 en sus planes de ayuda y para 2011 la cifra ronda los 200 millones de euros. Sin embargo, los operadores alternativos de ADSL prefieren no pujar por las adjudicaciones.

Ante su ausencia se plantea una pregunta inevitable: ¿por qué? La respuesta que dan fuentes de los alternativos citadas por Cinco Días es que existe un "problema de regulación" que carece de intensidad en las zonas no competitivas, donde Telefónica no tiene rivales. En cambio, otras fuentes apuntan a que los operadores alternativos no quieren invertir de momento más que en zonas que les ayuden a tener una rentabilidad inmediata, como son los grandes núcleos urbanos.

Desde estas compañías se admite que no se ha optado a las ayudas así como el problema de la rentabilidad, aunque se asegura que se estudia hacerlo. "Solo Telefónica puede tener una red tan capilar que le compense extender la cobertura hasta estas zonas remotas. O a las operadoras de cable, que están geográficamente enfocadas", se apunta desde Orange.

Estos datos se conocen semanas más tarde de que la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) confirmase que más de la mitad del territorio de España son zonas no competitivas, es decir, donde Movistar acapara la gran mayoría de usuarios de Internet. En estas zonas consigue sumar un 86% de las nuevas altas porque los alternativos directamente no están presentes para competir con su oferta. Parece poco probable que esta situación mejore más que a largo plazo dado el escaso interés de otras compañías por introducirse en mercados más allá de las zonas más rentables.

Enlaces relacionados:

Comparativa de las ofertas de banda ancha en España

La mitad del territorio español son zonas no competitivas en banda ancha

La CMT constata el lento ritmo en la bajada de precios de las conexiones ADSL

La CMT constata la lenta progresión de la fibra en nuestro país : Sólo 38.000 líneas de 10 millones son FTTH

Movistar roza mínimos históricos en captación de usuarios de ADSL