Análisis a fondo del HSPA+ de Vodafone. Hasta 10 megas de bajada y 2,5 de subida reales

Ayer recibimos el módem USB Huawei K4505 y hoy hemos recorrido varias calles de Madrid probando la nueva oferta de banda ancha móvil de Vodafone que permite alcanzar hasta 21 megas.

La operadora anunció el pasado 10 de noviembre el lanzamiento comercial de servicios de banda ancha móvil con tecnología HSPA+ y una velocidad de descarga teórica máxima de hasta 14,4 megas (10,8 megas reales) en siete ciudades españolas –Madrid, Barcelona, Sevilla, Zaragoza, Bilbao, Valencia y Málaga–, que posteriormente extenderá a las 29 ciudades españolas con más de 200.000 habitantes. Hoy hemos querido comprobar el rendimiento y los resultados han sido los siguientes:

Instalación del módem

En un portátil Sony Vaio VGN-C2S con Windows XP no tiene ninguna complicación. Con insertar el dispositivo en el puerto USB la instalación se inicia automáticamente.

Una vez que tenemos todo listo, hemos comenzado nuestras pruebas en la calle Orense, cerca de la zona de Azca donde hay gran concentración de oficinas y centros de negocios. Los análisis se han hecho en nuestro medidor Testdevelocidad.es, el único test de velocidad que tiene 1 Gbps de ancho de banda.

Cerca del Palacio de Congresos hemos notado como la velocidad se incrementaba en todas nuestras pruebas y la latencia disminuía. Curiosamente, la velocidad de subida en varios análisis fue más baja que en la calle Orense. Hemos continuado por la Castellana repitiendo las pruebas aprovechando los semáforos en rojo y los resultados han sido similares. Para continuar con nuestro análisis, nos hemos dirigido al Barrio de Salamanca, el campo de pruebas de Vodafone para la banda ancha móvil.

En la calle Príncipe de Vergara el resultado que hemos obtenido es el siguiente:

Como se puede apreciar, hemos superado los 8,5 megas de bajada y prácticamente 2,5 de subida. La latencia también es muy baja, sólo 39 milisegundos. Para comprobar el rendimiento en más zonas nos hemos detenido en la Plaza del Marqués de Salamanca y la velocidad ha aumentado.

A pesar de que la subida ha empeorado, la velocidad real de bajada es de 11 megas y la latencia de 32 milisegundos, lo cual supera a prácticamente cualquier ADSL que se encuentre a más de 1500 metros de la central. De vuelta a casa hemos realizado una prueba más en Goya y en esta zona la cobertura no era HSPA+ pero también ofrece una velocidad muy asequible.

Como se puede apreciar, la banda ancha móvil de Vodafone es una alternativa real al ADSL, sobre todo ahora que no reduce la velocidad superados los 4GB que tenía establecidos anteriormente. En el próximo artículo recorreremos las mismas calles con el módem USB HSPA+ de Movistar y compararemos los resultados.