Samsung empieza a producir la pantalla de 5,25 pulgadas del Galaxy S5

Samsung empieza a producir la pantalla de 5,25 pulgadas del Galaxy S5

Lucas Cruz

Se van conociendo todos los detalles sobre el Samsung Galaxy S5, el próximo buque insignia de la compañía coreana. Una vez descartada la opción de incorporar una pantalla curva o flexible, conocemos hoy una nueva información que apunta a que ya habría comenzado la producción en masa de las pantallas que incorporarán los terminales. Definitivamente tendría un tamaño de 5,25 pulgadas a resolución WQHD y densidad 560 ppp.

Seguimos conociendo nuevos detalles sobre el próximo smartphone estrella de Samsung, el Galaxy S5. Recientemente conocíamos la noticia por la cual, la compañía habría descartado incorporar una pantalla curvada en el dispositivo. El factor determinante a la hora de tomar esta decisión habría sido básicamente los problemas con la producción masiva, ya que todavía no son capaces de construir estas pantallas a la velocidad necesaria para no tener problemas de stock tras el lanzamiento del teléfono, presumiblemente en el Mobile World Congress 2014 que se celebrará el próximo febrero en Barcelona.

El informe que llega hoy desde Corea, apunta que esta producción en masa de pantallas ya habría comenzado. Las pantallas que se están fabricando son AMOLED de 5,25 pulgadas, resolución WQHD (2.560 x 1.440) y densidad de 560 ppp. Tendría una estructura de píxeles de diamante, tal y como ya sucedía en el Galaxy S4, y que mejora notablemente la nitidez de imagen. Este informe vendría a ratificar otro informe anterior que marcaba finales de diciembre como fecha para el comienzo de la producción en masa de las pantallas.

Esta información podría hacer caer las dudas sobre el test de rendimiento de AnTuTu que revelaba hace unos días el resto de características del producto, ya que dicha prueba indicaba una resolución de 1.920 x 1.080. Pero según hemos podido saber, el dispositivo analizado por el famoso benchmark podría ser un prototipo, no el smartphone definitivo que verá la luz, de ahí que no incorporara aún la pantalla de resolución WQHD que parece confirmarse, equiparán los Galaxy S5.

Las características que conocíamos a través de esta prueba de rendimiento nos desvelaban que el terminal dispondrá del modelo de procesador más potente de la gama Snapdragon 800, el MSM8974AC que puede funcionar hasta a 2,5 GHz con GPU Adreno 330. Además, una memoria RAM de 3 gigas y una cámara principal de 16 megapíxeles, junto a una delantera de 2 megapíxeles y Android 4.4 Kitkat como sistema operativo de fábrica.