Microsoft soluciona el problema que borraba archivos en Windows 10 October 2018 Update

Software

Windows 10 October 2018 Update es la última gran actualización del sistema operativo de Microsoft que no ha sido precisamente noticia por sus novedades y mejoras. En un primer momento, algunos usuarios denunciaron archivos borrados tras actualizar a Windows 10 October 2018 Update. Microsoft no se pronunció de primeras, pero terminó retirando la actualización y reconociendo el problema. Ahora, la firma con sede en Redmond ha solucionado el problema que borraba archivos en Windows 10 October 2018 Update y pronto volverá a liberar la actualización.

Después de la bochornosa retirada de su última gran actualización, Microsoft ha localizado finalmente el problema que borraba los archivos personales de algunos usuarios. Los archivos estaban localizados en las carpetas personales como Documentos, Imágenes, Vídeos o Descargas. Los de Redmond están listos para desplegar de nuevo la actualización, aunque pasará primero por el programa Windows Insider para evitar nuevos problemas.

Windows 10 October 2018 Update: solucionado el problema de borrado de archivos

Si bien algunos encontraron una posible solución para recuperar los archivos borrados tras actualizar a Windows 10 October 2018 Update, todas las miradas estaban puestas en la labor de Microsoft para afrontar esta mini crisis. Finalmente, todo parece estar relacionado con una función llamada Known Folder Redirection (KFR). Esta permite cambiar la ubicación predeterminada en el disco duro de las carpetas personales para que puedan cambiarse a otra ubicación u otra unidad.

Windows 10 October

En determinados casos en que se utilizaba esta función y además se guardaban las viejas versiones de estas carpetas, los ficheros personales terminaban borrados irremediablemente. Esto es lo que ha reconocido Microsoft de forma oficial después de varios días de incertidumbre y de usuarios que no sabían muy bien lo que tenían que hacer.

Según la firma con sede en Redmond, sólo un 0.0001% de las instalaciones se han visto afectadas, aunque pese a ese número, terminaron retirando la actualización por temor a que el porcentaje creciera mucho más. Ahora, Microsoft esperará el feedback de los usuarios del programa Insider para volver a lanzar la actualización.

Esperemos que esta vez sí hagan caso de lo que le dicen sus usuarios a través de Feedback Hub. Algunos reportaron el borrado de ficheros hace casi 3 meses, por lo que todo esto se podría haber evitado y no tendríamos que estar derrochando ríos de tinta con un problema que han creado de la nada.

Escrito por Claudio Valero

Fuente > techradar