Llega la retrocompatibilidad, Xbox One podrá cargar juegos de Xbox 360

Llega la retrocompatibilidad, Xbox One podrá cargar juegos de Xbox 360

Carlos González

Era más que evidente, el problema de la retrocompatibilidad no era del hardware, sino del software. Es decir, tanto Xbox One como PlayStation 4 cuentan con los componentes de hardware necesarios para ejecutar los videojuegos de generaciones anteriores, pero hasta ahora los fabricantes Microsoft y Sony habían optado por no ofrecer retrocompatibilidad. Ahora, Microsoft da marcha atrás haciendo llegar la retrocompatibilidad a su Xbox One.

Es cierto que la compañía nipona empezó ganando la batalla de la última generación, y las cifras de ventas así lo reflejan. Ahora bien, en el E3 2015 la compañía americana Microsoft ha vuelto a demostrar que no se dan por vencidos. Las claves para devolver a la Xbox One a una posición de equilibrio con respecto a su competidor pasan por los lanzamientos en exclusiva, el precio de su videoconsola y el software… y en este último punto es donde tiene cabida la retrocompatibilidad de Xbox One con todo el catálogo de videojuegos de Xbox 360.

Interesante este punto también para los amantes de Sony. Y es que, teniendo aún pendiente la conferencia de la compañía nipona, veremos si PlayStation 4 se adapta a esta novedad en el sector o, por el contrario, Sony decide quedarse a la sombra privando a sus jugadores de una característica más que interesante.

xbox-one-atenta-contra-la-privacidad-asegura-comisionado-aleman

El bombazo: Los títulos de Xbox 360 en tu Xbox One… gratis

La retrocompatibilidad ha levantado de sus asientos a muchos gamers, pero ha sido otro punto clave con el que, realmente, Microsoft ha destacado realmente. Y es que, según han anunciado en la conferencia de prensa en el E3 2015, este mismo otoño los usuarios de Xbox One veremos cómo llega a nuestra videoconsola una colección gratuita de más de 100 títulos de Xbox 360. Sin duda, todo un acierto por parte de la compañía americana que, con su videoconsola recién baja de precio, puede empezar a poner las cosas difíciles a Sony y su PlayStation 4.