¿Es necesario descalificar a la competencia para ensalzar tus productos?

¿Es necesario descalificar a la competencia para ensalzar tus productos?

Claudio Valero

No es que sea algo nuevo, pero los casos de campañas de publicidad que descalifican a la competencia para ensalzar los propios productos, comienzan a ser cada vez más frecuentes. Lo que en otros tiempos eran pequeños guiños sobre algún defecto de la competencia, se han convertido en auténticos ataques frontales con un único fin: promocionar un producto.

La publicidad que “se mete” con la competencia para destacar su propio producto o colocarlo por encima de esta, realizando comparativas claramente sesgadas o atacando los puntos débiles, es algo con lo que hemos convivido siempre. Ante esto, nos surge una pregunta: ¿Es necesario descalificar a la competencia para ensalzar tus productos? Vamos a repasar algunos casos relacionados con el mundo de la tecnología para tener una visión de lo que hablamos.

Scroogled: Microsoft a la yugular de Google

Microsoft ha orquestado una completa campaña contra Google bautizada como Scroogled, donde pone de manifiesto los peligros de utilizar los servicios de su rival. Tazas o camisetas con frases como “Keep Calm while we steal your data” (relájate mientras te robamos los datos), son parte principal de la campaña. Google no pudo evitar entrar al trapo y responder a Microsoft de forma sarcástica.

Samsung y Apple en querido enemigo

Samsung y Apple viven la que es quizá una de las relaciones más particulares del mundo de la tecnología. Mientras que Samsung es el proveedor principal de muchas de las piezas para los productos de Apple, como los procesadores de los iPhone y iPad, también se dedica a realizar campañas de publicidad ensalzando lo peor de su competencia.

Algunos de los sonados anuncios destacan las capacidades multitarea de las tabletas de Samsung frente al iPad, el contraste de sus pantallas Super AMOLED en comparación con el iPad o quizá una de las más populares que llama “abrazaparedes” a los usuarios del iPhone al tener que ir siempre con el cargador preparado y aprovechar cualquier oportunidad para recargar su teléfono.

Hola soy un Mac

Apple tampoco es ninguna hermanita de la caridad en esto de compararse con la competencia en sus propios anuncios. Aunque ya tiene algunos años, la brillante campaña Hola soy un Mac, es muy recordada en el gremio de la publicidad. Os dejamos una recopilación con los más destacados anuncios, donde el pobre PC siempre quedaba en mal lugar.

#Bendgate

La mayoría de fabricantes de telefonía aprovecharon el bendgate para ser un poco sarcásticos con el problema de Apple en sus redes sociales. Algunos de los que aprovecharon el momento fueron Samsung, LG, HTC e incluso KitKat. Este es el tuit publicado por la cuenta de Twitter de la popular barrita de chocolate:

PlayStation y el préstamo de juegos en Xbox One

Sony no dudo en publicar un simpático vídeo para atacar de forma sutil uno de los principales puntos débiles de su rival Xbox One relacionado con el préstamo de juegos. Tal fue el clamor contra la decisión inicial de Microsoft, que la firma tuvo que rectificar y cambiar las condiciones de su consola de nueva generación. Este fue el vídeo:

bq: la última en unirse al mundo de la descalificación

La última en crear una campaña descalificando a la competencia ha sido la española bq. La presión de los rivales les ha obligado a cambiar la hoja de ruta y realizar una fuerte campaña televisiva. El anuncio que podemos ver estos días en los principales canales ataca a sus rivales con un cierto aire de arrogancia. Os dejamos el anuncio para que juzguéis vosotros mismos.

Una vez vistos varios ejemplos de campañas de publicidad que no dudan en atacar a la competencia de forma explícita, nos gustaría conocer vuestra opinión. ¿Vale todo, incluso descalificar a la competencia, para ensalzar tus productos y promocionarlos?