Así puedes enviar mensajes secretos y en clave por WhatsApp

Seguro que lo has hecho de niño: inventarte idiomas secretos para poder comunicarte con tus amigos o hermanos en cuadernos sin que nadie lo sepa. Pero más allá de tu diario secreto con tinta mágica en la infancia, ahora también podemos hacerlo a través de las aplicaciones de mensajería. Podemos enviar mensajes en clave en los chats o recurrir a algunas webs para encontrar trucos para descifrarlos.

Acostumbrarte a escribir en clave no será fácil al principio, pero si estás dispuesto a ello y quieres probar una nueva forma de comunicarte, te explicamos cómo hacerlo y todas las opciones para poder hablar con amigos, familiares o con tu pareja sin que nadie pueda entenderte. Eso sí, ten en cuenta que los chats de WhatsApp o Telegram están cifrados y normalmente no tienes por qué preocuparte de si alguien te espía, pero puedes querer añadir una capa extra de seguridad o simplemente hacerlo por diversión o por evitar que te entiendan si alguien lee tu WhatsApp.

Aunque la mayoría de los cifrados son aptos para hacer sin webs ni calculadoras, hay páginas que nos facilitan esta labor y que nos harán más fácil descifrar.

Escribir y descifrar mensajes en clave

Una de las formas más sencillas es escribir las palabras al revés, un lenguaje que habrás probado de niño. Esto no necesitará ninguna web que lo descifre porque basta con que tengas paciencia y vayas dándole la vuelta a las letras para formar las palabras y frases con tu interlocutor. Pero más allá de este, tan básico, hay otros muchos más complejos como el Cifrado Cesar, Cifrado de Vigenère o Cifrado Hill. Y una de las ventajas de tener Internet siempre a mano es que no necesitaremos ir pensando cómo se escribe algo ni ir pensando qué nos han dicho porque hay webs que nos lo “traducen” o que nos permiten entender este código secreto.

Aunque podemos hacerlo manualmente, hay una web que te recomendamos tener siempre a mano: Planet Calc. Se trata de una página con todo tipo de calculadoras para todas las materias posibles. Convertidores de unidades, calculadoras matemáticas, de finanzas, de estadísticas, de navegación… Y las que nos interesan: calculadoras criptográficas en línea que nos permiten escribir y leer en clave.

Dependiendo del tipo de cifrado puedes elegir una u otra. Pero no es la única web y dejamos algunas alternativas que podemos tener siempre a mano.

Calculadora César

El Cifrado César consiste en cambiar las posiciones del abecedario. ROTN es el lenguaje que se utiliza y N es el valor de cambio de posiciones. Es decir, si pones ROT2 la “a” pasará a ser una “c” o la “y” se volverá una “a”. Si es ROT3, la “a” pasa a “d”… y así sucesivamente. Pero la calculadora nos ayuda a tener todas las transformaciones posibles de una frase según queramos ROT2, ROT3…

Cifrado Cesar

Simplemente escribimos en el recuadro correspondiente y veremos cómo quedaría ADSL ZONE usando ROT1, ROT2, ROT 3. Por suerte, funciona fácilmente y podemos descifrar rápido lo que nos dicen si tenemos papel a mano ya que la calculadora no funciona con efecto contrario: no te descifra al lenguaje normal.

La misma versión también la encontramos en una calculadora César con números que no modifica las letras por otras letras sino por cifras.

cifrado cesar numero

Cifrado de Vigenère

Este es otro cifrado basado en el anterior. Pero es una combinación de lo anterior utilizando varios tipos diferentes para hacer una secuencia. La ventaja es que en esta calculadora sí podemos decodificar un mensaje en clave. Eso sí, es fácil de interiorizar así que cualquiera que lo aprenda o sepa podrá entender nuestros mensajes. La diferencia con el anterior es que cada letra puede ser cifrada de forma diferente en distintos puntos del mensaje por lo que es más difícil de averiguar.

cifrado vigenere

Además de la calculadora de PlanetCalc, hay otras webs que te permiten cifrar un mensaje o descifrarlo utilizando el cifrado de Vigenere. Es el caso de la página dcode.fr que es fácil de utilizar y con todo tipo de herramientas. Podemos escribir un texto y configurar los ajustes: tamaño de clave de cifrado, idioma…

viginiere

Cifrado A1Z26

Este es uno de los que seguro que hemos usado alguna vez: en lugar de escribir la palabra usando letras, las cambiamos por números en los que A equivale al 1 y Z equivale al 26 en español. Es fácil y podemos hacerlo sin calculadora pero es mucho más sencillo hacerlo con una calculadora que automáticamente nos separará las diferentes palabras y letras cambiándolas sin necesidad de pensar nosotros. En este caso, la calculadora codifica y decodifica si usamos la versión de Planet Calc. Solo debemos escribir el texto que nos interesa en el recuadro y tocar en “calcular”

A1Z26

Como en el caso anterior, dcode.fr también es capaz de “traducir”. Podemos cifrar o descifrar un mensaje con este tipo de código secreto. Nos permite personalizar el alfabeto, elegir el valor de la primera letra (así no siempre la A equivaldrá al 1) y nos permite elegir un separador entre números, por ejemplo. Cuando lo hayamos terminado, tocamos en “encriptar” y veremos el resultado en la parte izquierda.

DCODE

Otras opciones: mensajes que se autodestruyen

No necesariamente debemos escribir mensajes en clave si queremos ocultar algo sino que tenemos la opción de enviar mensajes que se autodestruyen. Podemos hacerlo en Telegram desde hace años y WhatsApp lo permite desde 2021.

En Telegram, los pasos son sencillos desde un chat secreto:

  • Abre Telegram
  • Toca en el botón del lápiz en la esquina inferior derecha
  • Elige la opción «Nuevo chat secreto»
  • Escoge el contacto con el que quieres mantener esa conversación

Telegram-4.jpg

Abres así un chat secreto en el que podemos elegir el tiempo de autodestrucción.

Lo mismo podemos hacer en WhatsApp desde el año 2021 pero solo con las imágenes enviadas: apareció un icono de un reloj en estas fechas que nos permite hacer que la imagen se borre sola una vez que su destinatario la ha visto.

2021-08-04_100600-715x399.jpg

El inconveniente de WhatsApp es que, al menos por ahora, no podemos enviar mensajes que se autodestruyen aunque no tardarán en llegar.

1 Comentario