Windows 10 recibirá varias funciones de Windows 10X

Windows 10 recibirá varias funciones de Windows 10X

Alberto García

A falta de menos de una semana para tener Windows 10 May 2020 Update en nuestros ordenadores, Microsoft está trabajando en futuras novedades que va a incluir en Windows 10. Y al parecer, parte de esas novedades tendrán que ver con Windows 10X, a pesar de que ese nuevo sistema operativo apunta a que será un nuevo fracaso de la compañía por el enfoque que le han dado.

Windows 10X estará disponible sólo en portátiles o dispositivos con doble pantalla, y vendrá preinstalado, por lo que no podremos instalarlo en un portátil que queramos. Esto limitará mucho su expansión inicial, pero al menos el sistema operativo está pensado desde cero con muchas novedades que parece que van a llegar a Windows 10.

Las funciones de 10X se probarán primero en Windows 10

Windows 10X no reemplazará a Windows 10, sino que ambos convivirán en el mercado. Y nuevas fuentes afirman que Microsoft va a integrar algunas de sus funcionalidades en Windows 10, e incluso antes de que se produzca el lanzamiento oficial de Windows 10X, el cual ha sido retrasado a 2021. De momento, está confirmado que serán tres las funciones que van a probarse primero en Windows 10, aunque todavía están intentando ver cómo implementar algunas de las funciones.

Aplicaciones aisladas o nuevo Windows Update, entre las novedades

La primera es la ejecución de aplicaciones Win32 en contenedores. Este sistema en 10X será muy necesario para poder ejecutar programas como en la versión de escritorio, utilizando para ello una emulación que de momento parece que está dando muchos problemas. Como Windows 10 ya tiene soporte nativo para estas apps, parece que la compañía implementará esta función como una especie de función de seguridad.

Windws 10X

Esta función suena muy parecida al Windows 10 Sandbox que se introdujo hace un año en el sistema, pero que Microsoft desactivó a los pocos días de lanzarlo y no ha vuelto a decir nada al respecto. Este modo permitía ejecutar apps de manera segura sin que afectasen al resto del sistema, siendo ideal para probar a instalar programas sospechoso de tener virus sin poner en riesgo el resto del ordenador.

En segundo lugar, Microsoft también planea probar el sistema de confianza para aplicaciones, donde aplicaciones y código “firmado” con “buena reputación” podrán instalarse de manera segura en el sistema operativo. Con ello, se busca reducir la presencia de malware en el sistema operativo.

En tercer y último lugar, Microsoft también podría llevar al sistema operativo el nuevo Windows Update, donde la compañía prometió que las actualizaciones de 10X tardarán menos de 90 segundos en instalarse, en lugar de tardar minutos como ocurre ahora.

Es posible que pueda haber cambios al respecto en los próximos meses, pero lo que está claro es que muchas de las funciones que Microsoft introducirá en 10X van a llegar a todos los usuarios, aunque no sabemos cuándo empezarán a llegar a los Insiders para que las prueben.