Si tienes esta versión de Windows, tu ordenador acaba de quedar obsoleto

Si tienes esta versión de Windows, tu ordenador acaba de quedar obsoleto

Justo Romanos

Microsoft ha dado carpetazo definitivamente a una de las versiones de Windows que más tiempo llevaba en el mercado y que todavía, años después, continuaba recibiendo soporte. Pero el momento de la despedida ha llegado, aunque resulta sorprendente que la empresa haya decidido permitir que se sigan vendiendo licencias.

Han sido 26 años de soporte a esta versión antigua de Windows. Microsoft ha mantenido el apoyo a Windows CE durante casi tres décadas en el que se trata de uno de los movimientos más firmes que ha tenido la empresa a lo largo de los años. No se puede recriminar nada salvo que, como indicamos, la venta de licencias siga activa. ¿Qué ha pasado exactamente con esta versión del sistema operativo?

Un Windows inconfundible

Windows CE, plataforma que ha llegado a tener muchos nombres, como Windows Embedded Compact 2013, que además se trató de su última versión, no era la típica versión del sistema operativo que tenías en tu torre hace 20 años. Pero sí que fue muy habitual tenerlo en los ordenadores netbook que tan de moda se pusieron en aquella época y que permitían tener un equipo de buen rendimiento en un tamaño menor del habitual. Se trataba de equipos que requerían menos músculo, que se solían vender muy baratos y que rendían más que bien para tareas de ofimática o incluso en el caso de algunos juegos.

Logo con fondo amarillo de Windows Embedded Compact

En ellos, Windows CE se convertía en una forma clave de tener todo lo que considerábamos fundamental en un sistema operativo de Microsoft. Al mismo tiempo, esta versión de la plataforma también estuvo presente en otros dispositivos, como dispositivos móviles o incluso una consola de videojuegos, la mítica Dreamcast de Sega. Por su amplia variedad de usos y lo bien que funcionaba entre sus clientes comerciales, Microsoft siguió dando soporte al sistema durante años.

Sobrevivió hasta el último de sus días

Con el paso de los años, Windows Embedded Compact se siguió actualizando. Como te decíamos, en el año 2013 protagonizó su última versión y esta se siguió aprovechando en todo tipo de proyectos hasta que, en octubre de 2018, Microsoft anunciara el final del soporte. No obstante, tal y como está ocurriendo actualmente con Windows 10 y su obsolescencia inminente, hubo muchas peticiones a la empresa para que se siguiera dando cobertura al sistema operativo por mucho que no fuera a ver la luz ninguna nueva versión. Eso llevó a que Microsoft decidiera hacer uso de un soporte extendido que se ha alargado hasta octubre de este mismo año 2023. Con esos cinco años extra que se le ha dado, la compañía cree que ha hecho más que suficiente para dar apoyo a los clientes que habían confiado en Windows CE a lo largo de los años.

Portátil de tipo netbook

Microsoft ha cuidado el sistema operativo, sobre todo, por la importancia histórica que ha tenido. Desde el primer momento nació como una plataforma que la empresa de Bill Gates intentaría introducir en cualquier tipo de dispositivo de pequeño tamaño que necesitase sistema operativo. Eso llevó a que Windows CE estuviera en todas partes y que fuera muy habitual en las PDA, en agendas electrónicas y posteriormente en algunos móviles. Sistemas como Windows Phone utilizaron la base de Windows CE para poder llevarse a cabo. Esta no fue una sorpresa, puesto que uno de los conceptos del éxito de Windows CE se encontraba en que las empresas que confiaran en el sistema tendrían a su disposición una gran capacidad para llevar a cabo la personalización y adaptación de la plataforma para su uso propio.

Por lo tanto, si todo tipo de empresas en el mundo estaban recurriendo a Windows CE para sus dispositivos, era lógico que Microsoft también lo hiciera con los suyos. Los resultados no fueron malos, pero con el paso del tiempo se fue viendo que Windows CE iba quedando relegado a segundo plano. Eso no impidió que se fabricaran algunos dispositivos de lo más interesantes con esta versión del software y que hubiera ordenadores económicos que, como decíamos, lo utilizaran. Inicialmente no tenía el alcance de las versiones normales de Windows y los usuarios que compraban estos ordenadores pensando en encontrarse con ello, se llevaban una gran decepción. Pero con el paso de los años se fue mejorando, incorporando más compatibilidad con herramientas y más opciones para que, cada vez más, ofreciera una experiencia sólida.

Consola Dreamcast de la empresa Sega

Microsoft ha publicado una FAQ en la que aporta información sobre Windows CE y acerca de la migración en el caso de los dispositivos que lo utilizaran. Pero también ha usado este espacio para rendir tributo a la plataforma y decir cosas como que, durante más de 20 años, ha tenido una gran importancia en dispositivos industriales, del sector médico y de otros mercados. También recomienda que las empresas que todavía lo utilicen aprovechen el momento para modernizar sus dispositivos. No obstante, las licencias se pueden seguir comprando hasta 2028, aunque no sea muy buena idea seguir dependiendo de ellas.