Este parque eólico flotante dará electricidad a millones de casas

Actualmente son muchos los países que están trabajando para reducir las emisiones de carbono en el planeta y para ello, recurren al uso de fuentes de energía renovables. Gracias a ellas, se puede producir energía limpia aprovechando recursos ilimitados. Las hay de muchos tipos como la energía solar, que utiliza placas solares para obtener energía de la luz del Sol o la energía eólica, que aprovecha el viento. De hecho, existen incluso parques eólicos flotantes.

Corea del Sur va a hacer una nueva granja flotante de molinos de viento que se encargarán de producir energía limpia y reducir así las emisiones de carbono en el país. El proyecto recibe el nombre de “MunmuBaran”.

Energía para millones de hogares

El país asiático creará esta estructura capaz de producir hasta 1,4 GW de energía capaz de suministrar electricidad a un millón de casas, gracias a la asociación de diferentes empresas del sector energético.

Varias naciones quieren convertirse en territorios neutrales en lo que a emisiones de carbono se refiere, y el objetivo está puesto en el año 2050. Ahora mismo Corea del Sur es un país bastante dependiente en cuanto a combustibles fósiles, pero tienen pensado gastar hasta 7,1 mil millones de dólares en diferentes proyectos ecológicos que le ayudarán a convertirse en un país con cero emisiones.

Pero no solo este nuevo parque eólico entra entre sus planes para contaminar menos. También tienen pensado introducir coches de hidrógeno, vehículos eléctricos y el uso de más fuentes de energía renovables.

Sin embargo, según un informe, Corea del Sur se ha quedado sin sitio en el fondo marino para colocar turbinas eólicas y van a tener que meterse aún más en el mar para poder construir estas plataformas flotantes ecológicas.

Una nueva estructura ecológica flotante

Según un comunicado, estas nuevas turbinas de viento estarán colocadas a unos 65-80 kilómetros de la costa de la ciudad de Ulsan y cubrirán una superficie de terreno cercana a los 240 kilómetros cuadrados. Además, se colocarán en zonas donde la profundidad es de entre 120 y 150 metros.

Desde agosto del año 2020 hay colocados en el país hasta tres observadores meteorológicos flotantes. Usando los datos recopilados por estas estructuras, se pedirá permiso para tratar de empezar a construir las turbinas de viento flotantes este mismo mes de septiembre. Las previsiones dicen que con este nuevo proyecto se reducirán en más de dos toneladas las emisiones de CO2.

También se espera que llegue una decisión de inversión final para el proyecto de casi 5 mil millones de dólares más adelante durante esta década. Además, este nuevo proyecto dará lugar a que surjan hasta 35.000 nuevos puestos de trabajo.