Las 5 pegas de las tarifas ilimitadas que nadie te cuenta

Las tarifas ilimitadas de móvil siempre han sido ese oscuro objeto de deseo para los usuarios. Cuando escuchábamos que otros países permitían a sus usuarios navegar con el móvil sin mirar los megas consumidos, no podíamos más que sentir envidia. Sin embargo, con el tiempo terminaron de llegar a nuestro país y ya es bastante habitual poder contratar tarifas con llamadas y datos sin límites. Sin embargo, no todo es tan bonito como lo pintan, o al menos deberíamos conocer estas 5 pegas, problemas o desventajas de las tarifas que ofrecen llamadas y datos sin límites.

Las tarifas ilimitadas ya no son algo exclusivo de los grandes operadores. De hecho, cada vez existen más operadores móviles virtuales en España que cuentan con este tipo de planes en su porfolio de tarifas. A continuación, vamos a ver algunas pegas que tienen estas tarifas, tanto en el apartado de las llamadas ilimitadas como en el apartado de los datos ilimitados.

Todas las llamadas

Empezamos el repaso con las llamadas ilimitadas. Es normal que pensemos que podemos usar el teléfono móvil para llamar todo lo que queramos sin ningún tipo de limitación. No obstante, siempre hay que leer la letra pequeña en busca de conceptos como minutos máximos o número de destinos al mes. Algunas operadoras hablan de tarifas ilimitadas de llamadas cuando en realidad ofrecen 1.000 o más minutos, pero siempre limitado. También se suele especificar un número de destinos como 150 o cifras similares.

llamada oculta

Por otro lado, hay que tener en cuenta que llamadas ilimitadas hace referencia a fijos y móviles nacionales. Si llamamos a números de tarificación especial y de tarificación adicional (905, 80X), vamos a tener que pagar más. El coste de realizar esas llamadas viene especificado en el tarifario oficial que encontramos en la web de la operadora en cuestión.

Roaming

Con roaming tenemos que diferenciar entre el roaming gratis en la Unión Europea, Islandia, Liechtenstein, Noruega y Reino Unido, y en el resto de los países. El primero es obligado por ley para todas las operadoras, pero eso no implica que podamos hacer el uso completo de la tarifa ilimitada.

fin del roaming lycamobile

Con las llamadas no se suelen indicar limitaciones, pero sin con la navegación. Sin ir más lejos, Movistar nos permite consumir 50GB en roaming, Orange 20GB o 27GB en función de la tarifa, Vodafone 20, 21, 22 o 28 gigas también en función de la tarifa…

Compartir datos

Algunos piensan que pueden contratar una única tarifa ilimitada y aprovecharse de ella tanto con el resto de las líneas al mismo nombre como compartiendo la conexión con otros dispositivos (tethering). Aquí tenemos que diferenciar dos cosas. En primer lugar, las operadoras no suelen permitir compartir los datos con otras líneas bajo el mismo contrato. Por ejemplo, Movistar convierte la tarifa ilimitada en una tarifa con 25GB si activamos otra opción. Con respecto al tethering, no solemos encontrar demasiados problemas, aunque siempre se apela al ambiguo “uso responsable”.

Máxima velocidad / Calidad vídeo streaming

Aquí entramos en terreno pantanoso. Como las operadoras no pueden diferenciar demasiado dos tarifas con llamadas y datos ilimitados, se sacaron de la manga una nueva limitación: la velocidad de navegación. Esto es algo que se suele indicar, pero que debemos tener en cuenta. En Vodafone, con las nuevas tarifas, tenemos opciones con 10 Mbps o bien con el máximo de velocidad de la línea.

Otra limitación que se han inventado es la de la calidad del streaming. En el caso de Orange podremos ver los vídeos en HD o 4K en función de la tarifa contratada. Por su parte, Yoigo indica directamente que “intentará proporcionar una resolución y velocidad optimizadas para el consumo de servicios multimedia en dispositivos móviles (calidad mínima aproximada a la de un DVD)”.

Límite oculto de consumo de datos

Y no podíamos terminar sin repasar el asunto más polémico de todos. Ninguna operadora va a reconocer que aplica límites al consumo de sus tarifas de datos ya que siempre hablan del “uso razonable”, “condiciones de uso” y conceptos similares. Aquí nos tendremos que fiar tanto de nuestra propia experiencia como de las opiniones de otros usuarios en la red. Sin embargo, debemos saber que estos límites, en el caso de existir, suelen ser de 400GB o cantidades así de elevadas de datos.

1 Comentario