Peugeot e-2008, un todocamino eléctrico muy económico

Peugeot siempre ha tenido claro que su enfoque está destinado a la movilidad eléctrica con vehículos de medio y gran calibre, y ejemplo de ello es el e-2008. Un coche con el que la marca del león se ha referido muy bien todo este tiempo desde su nacimiento, tanto, que se ha posicionado como uno de los grandes modelos en los que es posible equilibrar la balanza entre un 100% eléctrico a un precio bastante asequible. Conocemos su ficha técnica.

La gama electrificada de Peugeot va incrementándose poco a poco. De hecho, ya cuenta con cinco turismos, de diferentes segmentos, y tres vehículos comerciales. Es más; a raíz de ellos, la del grupo PSA espera tener en 2025 en todas sus marcas, y en todas sus gamas, versiones electrificadas. Una tentativa muy bien posicionada con coches como el Peugeot e-2008.

Y es que la de este modelo es la clara enseñanza de por qué la firma gala está teniendo tanto éxito en la actualidad en esta variante. Son vehículos eficientes, prestacionales, de buena consideración mecánica y muy bien dotados tecnológicamente hablando. Además, sin hacer menos, de que tienen una presencia atractiva que los hace ser muy tenidos en cuenta.

En este aspecto, el Peugeot e-2008 es un SUV nacido en 2019 que actualmente vive su segunda generación con la actualización del 2021 y que, sin distar demasiado entre ellos, es un tipo de opción que está muy bien dirigida hacia todos aquellos usuarios que busquen embarcarse en la rama puramente electrificada por primera vez, pero también a los que quieran experimentar las buenas condiciones de un tipo de coche bastante ágil pese a sus notables condiciones físicas.

Como su nombre indica, es un coche 100% eléctrico que pertenece a la familia denominada como ‘e’ de la casa francesa. Se podría decir que es una clara evolución, en todos los sentidos, del 208, también eléctrico, y que responde perfectamente bien a todos nuestros intereses. También lo hace en claro paso ascendente de su versión de gasolina. Gran parte de su atención viene marcada por su estética, como puedes comprobar, pero también por una interesante autonomía que permite recorrer 320 km a bordo de sus, eso sí, cortos 100 kW (136 CV). Sus rivales directos son el Kia Kona (2019) y el BMW i3.

  • Tipo: 100% eléctrico
  • Año de fabricación: 2019
  • Precio: 32.500 euros
  • Capacidad: 5 plazas
  • Potencia: 100 kWh
  • Autonomía: 320 km
  • Aceleración: 9 segundos/100km/h

Diseño

La singularidad de los coches de Peugeot tiene mucho (y muy bien, además), porque han sabido adoptar una forma física imponente, bonita y muy elegante que los diferencia en claro lugar del resto de los modelos. Un aspecto que la casa ha sabido ganar en gran volumen con este e-2008, y del que todo nos lleva a verlo como un automóvil alto, pero sobre todo muy cómodo.

De atractivo diseño, contrae una silueta innovadora que respeta las líneas y proporciones de un SUV que inspira seguridad. Añade una gama de nuevos colores con características para cada uno. Así, profundidad y viveza en el Rojo Elixir, luminosidad en el Blue Vertigo, aspecto metalizado en el Orange Fusion, exclusivo de este modelo y que se equipa de serie.

Como en el resto de su familia, destacan muy bien la gran parrilla del frontal con las luces diurnas LED divididas para simular el colmillo. También es bastante notable su capó más horizontal y esculpido, que se diferencia especialmente de su versión diésel, y un parabrisas retrasado que resultan en un conjunto con mucha fuerza visual. De aspecto musculoso, presenta más volumen con un perfil más poliédrico, de cintura alta, cuyas líneas acaban en una parte trasera que exhibe los pilotos unidos por una banda negra.

Versiones

Como decíamos, es el siguiente paso de la clase de combustión y que, aunque salieron casi a la par, su evolución llegó con una franja de tiempo bastante corta. Lo decimos porque, apenas dos años después de su estreno, en este 2021 ya cuentan con una versión actualizada del mismo. Es verdad que no se aleja demasiado del primero, pero del que sigue contando con aspectos muy importantes. También se habla de él como una clara evolución del turismo urbano e-208.

Diseño Peugeot e-2008

Para empezar, este Peugeot e-2008 empieza con una motorización de combustión interna, diésel, para ser más exactos. Este es un concepto por el que, pese a que ya se dirigen claramente a los coches ecológicos, la del león también quiso dotarlo con dos motorizaciones: una de 1,2 litros con motor 3 en línea, y otra de 1,5 litros con motor 4 en línea. Este entrega una potencia de 136 CV y otra de 155 CV.

Posteriormente tenemos la rama electrificada. El del 2019, el que nos atañe, disfruta de un motor eléctrico que ofrece 100 kW. Es verdad que es más pequeño que algunos de su misma clase, pero se sigue conformando como una opción realmente interesante. Esto es porque permite recorrer hasta 320 km de autonomía. Tiene el mismo propulsor que sus hermanos; tanto el pequeño, el e-208, como su actualización del 2021.

Motor y baterías

Metiéndonos en profundidad en su motorización EV, este coche se presenta como una alternativa muy cómoda para todos. Es verdad que no lo hace con potencias tan amplias como podría intuirse, pero gran parte de ello lo han querido centralizar en sus importantes baterías, que acompañan al propulsor como el eje de su mecánica.

Lo hace equipando un motor de 100 kW (el equivalente a 136 CV) y una batería de 50 kWh. Esta batería se puede cargar por corriente alterna con tiempos de espera de entre 17 horas con un enchufe doméstico de 3,4 kW y casi ocho horas si lo hacemos por wallbox de 7,4 kW. En relación a esto último, la marca dice que el SUV ofrece una autonomía real en carretera de unos 320 km.

De esta forma, y si lo medimos con otros de su clase, se queda un poco lejos de los casi 400 km de un Kia e-Niro, pero es suficiente para viajar si se planifican bien las recargas. Como tal, se deja ver por una mecánica que no es que rompa moldes ni que tenga una superioridad tecnológica, pero de la que está al día. Tanto, que con él se ha optado por uno de los proveedores de batería con mejor reputación del mercado, CATL. Está compuesta por paquetes de 18 módulos, con 12 celdas en cada módulo, lo que supone un total de 216 celdas. A su vez, acelera de 0 a 100 km/h en 9 segundos, mientras que la velocidad máxima está limitada a 150 km/h.

Consumo

Uno de los grandes méritos de Peugeot con este e-2008 eléctrico que tanto ha llamado la atención de los usuarios para ser el coche hecho a su medida tiene que ver con su consumo. Aquí, bien vale destacar este aspecto, puesto que actualmente es de los coches que se encuentran a medias entre un consumo bajo y medio de toda la especificación.

Consumo Peugeot e-2008

Con unas mediciones de entre 14,3 y 17,6 kWh/100km, aproximadamente, la firma del león dice, por su parte, que si se opta por una conducción más suave, todavía conseguiremos unos números todavía mejores. Además, y a poco que se aproveche la frenada regenerativa, será posible acercarse a valores reales de autonomía cercanos a los que anuncia el fabricante.

La unidad eléctrica, por cierto, va asociada a una transmisión automática de una única velocidad. Sus cifras son discretas, pero correctas, ya que el coche se mueve con la suficiente agilidad y presteza, sobre todo teniendo en cuenta el carácter urbano del modelo.

Interior y acabados

Y si el lado exterior te ha gustado, espera a conocer cómo es por dentro. Lo vemos con un interior del que también se sigue la nueva línea moderna de los últimos modelos de Peugeot. Para empezar, el puesto de conducción en el que destaca el volante que tiene la peculiaridad, como en el e-208, de ser pequeño y estar colocado de forma que los indicadores frente al conductor quedan por encima del volante y no se ven entre los radios del mismo como en el resto de turismos.

Interior Peugeot e-2008

Es una configuración a la que hay que acostumbrarse, pero no presenta excesivas dificultades entre otras cosas porque las posibilidades de configuración del asiento y del volante hacen que los indicadores sean visibles para conductores de cualquier estatura. Con una habitabilidad más que buena, en él predomina su gran confort para el conductor a la hora de ponerse al volante, pero también hacia el copiloto y el resto de pasajeros traseros.

Como otra de las singularidades de la zona interior, es que este se presta con un cuadro de instrumentos elevado, en este caso 3D, donde la disposición general de los mandos, así como la calidad de materiales y acabados, resulta bastante buena. Es esa instrumentación 3D la que lleva hasta la información en una pantalla táctil de 10 pulgadas. Esta es compatible con Apple CarPlay y Android Auto, donde el equipo y los materiales son los mismos que las variantes tradicionales, lo que confirma el deseo de colocar el eléctrico en el mismo nivel. Tampoco cambia el espacio a bordo: el maletero confirma una capacidad de 405 litros, pero pierde diez debajo del piso de carga.

Equipamiento

Siguiendo la línea del urbanita, el Peugeot e-2008 se ofrece en cuatro equipamientos denominados Active, Allure, GT Line y GT. Para la personalización hay varios colores de pintura y distintos diseños de llantas. El mismo se puede completar con algunos elementos opcionales, pero en sí es bastante completo.

Multimedia

El equipamiento más básico, el de serie para el Peugeot e-208, es el Active. Nombre que también lo denomina ante la versión eléctrica más habitual. Este es una serie de equipamientos en los que se incorporan algunos como las como llantas de 19 pulgadas, aire acondicionado, control de presión de los neumáticos, seis airbags, control de tracción y estabilidad.

En segundo lugar, está la Allure, que sería como la segunda serie para incorporar elementos al coche (que no extras). En su caso, aquí veremos tanto llantas de aleación de 18 pulgadas, encendido automático de luces, arranque sin llave, climatizador automático y entrada de audio bluetooth y luces diurnas de tipo LED.

El equipamiento GT Line es un intermedio pero que sube sus precios considerablemente al respecto de los dos primeros. Está pensada, específicamente, además, para una inspiración deportiva. En ella se cuentan con cristales traseros tintados, sensor de parking trasero, frenada de emergencia automática con radar y faros delanteros full-LED.

La GT es tipo versión deportiva, pero con detalles más precisos todavía. Es el nivel más alto del que cuenta con pantalla táctil de diez pulgadas, radio digital, navegador conectado 3d, asientos calefactados, acceso sin llave, carga de smartphone inalámbrica y llantas de 17 pulgadas.

Extras

Por otra parte, y mirando en función de cada versión de equipamiento, hallamos también distintos modos elegibles. Bien es verdad que, a nivel de extras, tampoco hallaremos muchas diferencias entre el resto de las gamas de coches de la firma.

Daremos aquí con dos packs: el Active, que es igual que la línea de equipamientos, donde se le pueden agregar aspectos como el arranque por botón, climatizador bizona, radio digital DAB, el paquete visibilidad o el asistente de estacionamiento trasero.

En segundo lugar, tenemos el Active + Pack, que este es el que incorpora elementos como las carcas de los retrovisores diferentes, que además se abaten eléctricamente. Para las versiones deportivas, tanto la GT, como la GT Line, los extras no están disponibles dado que ya de por sí se incluyen todos estos compuestos.

Mantenimiento

Aunque todo se haya hecho porque tantos los coches eléctricos como los híbridos o enchufables tengan un mantenimiento más sencillo que los de combustión, eso no significa que no necesitan de operaciones a realizar. Esto lo vemos, realmente, con la que es la necesidad de cambiar ciertas piezas. O también líquidos o componentes que debido a su desgaste o degradación necesitan ser sustituidos.

Mantenimiento

Y es que, en gran parte de estos vehículos más modernos, si ocurre una rotura no prevista estaríamos hablando más de un fallo de fiabilidad que de mantenimiento. Obviamente, y alejados de los convencionales, hay numerosos problemas de no existir en los vehículos eléctricos. Sin embargo, es necesario que hagamos chequeos regulares para sus sistemas eléctricos, incluyendo la batería, el motor eléctrico, y la electrónica menor.

En el caso de Peugeot, la marca tiene con su e-2008 un mantenimiento inicial de alrededor de los 12.500 km o 1 año. Asimismo, tampoco tiene caja de cambios, ni embrague, al igual que tampoco hay elementos como bombas, válvulas, actuadores, colectores, alternador, motor de arranque, sistemas de alimentación y escape

Garantías

Otro punto muy importante, y del que tiene relación con ese mencionado mantenimiento, es la garantía. Actualmente, y aunque por ley todas deben ofrecer un mínimo legal de dos años, no todas precisan u ofrecen lo mismo. Y para lo que tiene que ver con Peugeot, tampoco. Eso sí; presenta la posibilidad de hacerlo más extensa que otros fabricantes.

De este modo, si nos dirigimos a comprar un vehículo como el e-2008, nos beneficiaremos de la garantía contractual por un periodo de dos años. En caso de inmovilización del vehículo, esta garantía cubre los gastos de reparación en el lugar de la avería o el remolcado hasta el taller oficial más próximo (en una distancia máxima de 100 km).

Al mismo tiempo, si buscamos acogernos a la extensión de garantía, la marca ofrece ampliar la misma por un periodo de hasta cinco años más.

¡Sé el primero en comentar!