Hollywood rechaza la censura mientras busca encarcelar al dueño de una web de enlaces

El discurso de la industria del cine vuelve a quedar en evidencia. En un documento filtrado de la asociación que engloba a las principales compañías de Hollywood se demuestra cómo se intenta vender a los medios la imagen de abanderados de la libertad de expresión a la par que se insiste en extraditar y juzgar a un inglés por tener una web de enlaces.

El caso del estudiante inglés Richard O´Dwyer, dueño de la web de enlaces TVShack, ha demostrado la doble cara del discurso de la industria cinematográfica. El británico se enfrenta a una posible extradición a Estados Unidos, donde sería juzgado y enviado a la cárcel en caso de ser condenado. La situación ha despertado gran interés en la Red, hasta el punto de existir una recogida de firmas (con más de 250.000 apoyos por ahora) promovida por el fundador de Wikipedia, Jimmy Wales, en la que se pide que se detenga la extradición porque se trata de una muestra de la censura que quiere imponer la industria.

En un documento obtenido por Torrentfreak se puede observar la posición que quiere dar la MPAA ante los medios respecto a este caso. En él se insiste en subrayar que O´Dwyer creó su web con el fin de "conseguir beneficios económicos por mostrar publicidad en un sitio donde se ofrecían miles de películas y series robadas que infringen la ley estadounidense y británica".

En la filtración se destaca que hay que negar que el caso que enfrenta al británico con la Justicia gire alrededor de la "libertad de expresión en Internet", puesto que se trata de caso de "robo". En el texto se puede leer que esta industria se autoproclama "defensora de la libertad de expresión e información". "La ley de propiedad intelectual es una herramienta para proteger el trabajo de los creadores, no es censura. La industria del cine no existiría sin libertad de expresión, la cual ha sido uno de nuestros valores durante cientos de años", explica.

Asimismo, se anima a descalificar a Wales en su intento por frenar la extradición con su recogida de firmas, a quien califican de "impertinente" por su iniciativa. "No creemos en un copyright ilimitado como Wales sugiere. Creemos profundamente en que nuestros valores no tienen por qué cambiar a causa de las mejoras tecnológicas porque los valores de las personas no son distintos en Internet y fuera de ella", argumentan.

Por último, recalcan que O´Dwyer no es un mero intermediario ni un "estudiante típico de instituto al que gusta jugar con ordenadores" e indican que es totalmente responsable de sus actos. Así pues, una declaración rotunda para apoyar su extradición y juicio por el mero hecho de ofrecer enlaces en su web vendiendo una imagen de adalides de la libertad de expresión. ¿Aún queda alguien que se crea esta fachada de las grandes compañías de Hollywood?