Symbian Belle y Symbian Anna al detalle

Symbian Belle y Symbian Anna al detalle

Javier Sanz

A punto de desembarcar las nuevas versiones del sistema operativo de Nokia, presentamos las principales novedades que traerán consigo Symbian Belle y Symbian Anna, con los que la compañía finlandesa quiere dar un fuerte impulso a una plataforma que parecía haber abandonado.

Desde que en junio de 2008, Nokia decidiera hacerse con la firma Symbian, parecía que la unión entre la empresa y el sistema operativo iban a formar un largo y feliz matrimonio, sobre todo en unas fechas donde Nokia aún ejercía un dominio casi incontestable en el sector de los terminales móviles. Sin embargo, ante las primeras dificultades fueron surgiendo los primeros rumores sobre la posibilidad de que Nokia optara por otros sistemas operativos, especialmente con Windows Phone.

Finalmente, parece que los rumores se han hecho realidad y ya se ha anunciado oficialmente la colaboración entre estas dos últimas firmas para surtir el mercado norteamericano, en concreto EEUU y Canadá, donde la empresa finlandesa dejará de lado el proyecto con Symbian.

Pero ello no significa un abandono total y repentino. De hecho, Nokia anunció la actualización de su sistema operativo a través de Symbian Anna, a lo que ha seguido, casi de manera continuada, la presentación del nuevo Symbian Belle.

El primero de ellos, Symbian Anna, constituye, como hemos indicado, una actualización para los terminales N8, E7, C7 y C6-01, que llegará a España durante el próximo mes de septiembre. Con esta nueva versión se introducirá una serie de mejoras, fundamentalmente en el empleo de las aplicaciones, gracias a un nuevo sistema de iconos, que permitirán una navegación más fácil, y, a través del teclado qwerty en posición vertical, una manera más sencilla de escritura.

También resultará más fácil la navegación por Internet, a través de un sistema de búsqueda más sencilla, una manera más directa de acceder a las redes sociales, gracias a una mejora sustancial de la aplicación Nokia Mapas. La actualización permite igualmente una mayor velocidad de carga de páginas web, gracias a una renovación de su navegador. Finalmente se ha mejorado también la seguridad y acceso a intranet a través de IPSEC y SSL VPN, así como la codificación de datos. Esta nueva versión Anna está disponible desde el propio terminal o a través del Ovi Suite.

Por su parte, Symbian Belle viene a seguir mejorando el sistema operativo de Nokia, introduciendo novedades, tanto en la funcionalidad como en el diseño. Una de estas nuevas características es la ampliación a seis del número de pantallas de inicio, lo que permitirá añadir más aplicaciones, cuyo tamaño de icono podremos personalizar y elegir entre cinco escalas diferentes. Se incluirá igualmente una pestaña desplegable donde se incluirán las diferentes notificaciones y los iconos de Mobile Data, Wi-Fi, Bluetooth y Silent. A todo ello hay que añadir las novedades introducidas en Symbian Anna y que también traerá consigo este Belle.

El nuevo sistema operativo incluirá nuevas aplicaciones, muchas de ellas orientadas al mundo de los negocios (Lync, Sharepoint, OneNote, Exchange ActiveSync y PowerPoint Broadcaster), así como la tecnología NFC.

El diseño es otro de los aspectos que más claramente va a experimentar cambios, con el rediseño de la mayor parte de los iconos tradicionales (reloj, reproductor de música, favoritos, contactos, etc.). La barra de estado se hará ahora plana, eliminando los indicadores verticales de batería y cobertura. También podremos personalizar la pantalla de bloqueo, pudiendo elegir un color de fondo.

Vídeos de Symbian Anna, conócelo

Symbian Belle, detalles y características