Telefónica despedirá finalmente a un 25% de su plantilla en España

Telefónica recurrirá a más despidos de los anunciados inicialmente. La compañía ampliará desde los 6.500 previstos en un principio hasta los 8.500 el número de empleados que entrarán en su Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en un plan que pasa de tres a cinco años.

El 25% de la plantilla de Telefónica en España será despedida en los próximos años. El presidente de Telefónica en España, Guillermo Ansaldo, anunció que en un principio el plan supondría el recorte del 20% de trabajadores en España hasta 2013 pero la empresa ha decidido ser más drástica con estas medidas. En total, este ERE supone el 6,6% de la plantilla de Telefónica en todo el mundo, que llega a los 128.000 empleados, tal como informa CincoDías.

Dada la ampliación en el número de años del plan, cada ejercicio supondrá el despido de 1.700 empleados al año para alcanzar los 2.000 trabajadores despedidos al cabo de dos años. Los sindicatos mayoritarios, que han negociado ya con la compañía, habrían pedido esta reducción en el número de trabajadores despedidos por año, que en un principio era de 2.166 empleados.

A pesar de que la compañía a nivel global consiguió beneficios récord en el pasado 2010, la decisión, según Telefónica, ha venido motivada porque en España los ingresos han caído en los últimos dos años (un 5,9% en 2009 y un 4,4% en 2010) y que esa caída ha sido aún más brusca en los negocios tradicionales con mayor margen como la banda ancha. Igualmente llama la atención el recorte porque las previsiones para los próximos años también serán positivas y millonarias. La compañía prevé obtener 600 millones de euros hasta 2013 en venta de aplicaciones y edificios.

Lo cierto es que mientras miles de familias perderán su puesto de trabajo en los próximos años, algunas de ellas con dificultad debido a su edad para encontrar otros puestos, el presidente de Telefónica, César Alierta, seguirá ostentando su sueldo millonario, que ha pasado desde los 2,3 millones de euros al año en 2003 a los 8,6 millones de euros en 2010. Sobran más valoraciones al respecto.