Facua denuncia la brutal subida de Movistar en el precio de las llamadas desde teléfonos fijos

La organización Facua-Consumidores en Acción ha reaccionado tras conocerse semanas atrás las nuevas tarifas que Movistar aplicará a los usuarios de teléfono fijo que no tengan contratados sus planes Dúo o Trío (con conexión a Internet o con ADSL y televisión). Se esperan subidas de hasta el 150% en el precio por minuto.

Como ya os informamos el pasado mes de febrero, Movistar había decidido modificar a partir del 1 de junio sus tarifas de teléfono fijo con el objetivo de impulsar sus planes Dúo y Trío. La compañía ya ha comenzado a mandar a sus clientes una carta en la que informa de las nuevas condiciones comerciales, a su modo de ver "más sencillas" pero que encierran importantes subidas en el precio de las llamadas desde el teléfono fijo, tal y como ha denunciado Facua.

La asociación considera que este incremento "afectará especialmente a usuarios de menor poder adquisitivo, cuyo volumen de llamadas les hace innecesario contratar tarifas planas de llamadas a fijos", como podrían ser, por ejemplo, un gran número de ancianos que no tienen necesidad de contratar conexiones a Internet. Entre los cambios introducidos está una importante subida del 50% en la tarifa por el establecimiento de cada llamada nacional a otros fijos (locales, provinciales e interprovinciales), que pasará de los 11,8 céntimos actuales (10 más el 18% de IVA) a 17,7 (15 más IVA). De este modo, tendrán el mismo precio de establecimiento que Movistar venía aplicando a las llamadas a móviles.

Otro considerable aumento sufrirá el precio de los minuto de las llamadas metropolitanas y provinciales realizadas de lunes a viernes 20.00 a 8.00 horas, sábados, domingos y festivos. El incremento es de un 150%, pasando de los 0,708 céntimos actuales (0,6 más IVA) a 1,77 (1,5 más IVA). Esta es la llamada "simplifiación de las tarifas" de Movistar, que no consiste en otra cosa sino en eliminar el horario reducido.

La organización de consumidores ha informado de que en muchos casos los teleoperadores del teléfono de atención al cliente de Movistar "no tienen constancia de que vaya a producirse ningún cambio tarifario el 1 de junio, pese a que la compañía ya ha enviado la carta a los usuarios".

Por otro lado, Facua ha culpado en gran parte a la liberalización de sectores como el de las telecomunicaciones, que implica la eliminación de unos topes en las tarifas o un referente fijado por el Gobierno para impedir subidas como ésta. La organización ha exigido al Gobierno que revise "su política en sectores liberalizados de manera que los consumidores puedan estar protegidos frente a tarifas excesivas y la falta de competencia".