Brasil suspende la venta de Internet a Telefónica por fallos en el servicio

La Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel) de Brasil suspendió la venta del servicio de internet de Telefónica, por "fallos sucesivos" que han provocado pérdidas millonarias en el estado de Sao Paulo.

El regulador brasileño ha tomado la decisión después de que varias incidencias en el servicio denominado "Speedy" provocaran dos colapsos. Ahora Telefónica debe demostrar que los problemas técnicos fueron superados y además tendrá que informar a los clientes que el servicio está suspendido temporalmente.

El plazo de la suspensión “dependerá de la agilidad de la operadora para presentar el plan que garantice la estabilidad del sistema”, pero la agencia prevé unos treinta días para la presentación del mismo.

Anatel abrió cinco procesos administrativos por el primero de los colapsos del servicio “Speddy”, ocurrido entre el 2 y 3 de julio de 2008. Dos procesos son contra la propia telefónica y los restantes implican a UL do Brasil, que supervisa los equipos, al laboratorio informático NMI Brasil y a la fabricante Huawei do Brasil.

Según informa La Vanguardia, Telefónica ha evitado pronunciarse al respecto hasta que Anatel lo notifique oficialmente.

En España nunca se ha adoptado una medida similar contra un operador, únicamente en 2005 la empresa servidores.com dejó de ofrecer ADSL porque no pagaba el servicio que revendía de Comunitel.