Banda ancha universal para 2008 pero sin garantía de financiación

Banda ancha universal para 2008 pero sin garantía de financiación

Javier Sanz

La nueva Ley de medidas de Impulso a la Sociedad de la Información (LISI) propone que el Gobierno y las Comunidades Autónomas deberán conseguir antes del 31 de diciembre de 2008 la cobertura de servicio universal de banda ancha en todo el Estado. Un año más tarde de lo que prometió el pasado verano el presidente Zapatero.

De todos modos, los internautas no deben hacerse ilusiones. En 2008, con la nueva la LISI en la mano que salió del Congreso, tendrán lo mismo que tienen ahora: los que vivan en zonas muy pobladas dispondrán de mejores ofertas y mayor velocidad, sin embargo los que estén en el campo tendrán que seguir pagando más por conexiones mucho más lentas.

“Que todos los usuarios finales puedan obtener una conexión a la red telefónica pública desde una ubicación fija y acceder a la prestación del servicio telefónico disponible al público, siempre que sus solicitudes se consideren razonables en los términos que reglamentariamente se determinen. La conexión debe ofrecer al usuario final la posibilidad de efectuar y recibir llamadas telefónicas y permitir comunicaciones de fax y datos en banda ancha en los términos que se definan por la normativa vigente”, dice literalmente la enmienda.

La mejor prueba de que tal universalidad es sólo teórica es que el texto de la LISI no menciona en ningún momento cómo y quién financiará dicha extensión de Internet, al contrario de lo que ocurre con el servicio universal de telefonía fija que, según la Ley General de Telecomunicaciones, debe ser financiado por un fondo común de todos los operadores según su cuota de mercado, aunque en la práctica sólo lo paga Telefónica

Vía: elpais.com