Los accesorios no oficiales, responsables de electrocuciones e incluso explosiones de móviles

En las últimas semanas nos hemos hecho eco de varios casos muy preocupantes que han afectado de forma puntual a algunos usuarios de smartphones. Hablamos de las electrocuciones y las explosiones de terminales, cuyo denominador común ha sido la utilización de accesorios no oficiales.

Europa Press ha recogido los resultados de la investigación sobre el incidente que provocó quemaduras graves en una pierna a una joven suiza por la explosión de su Samsung Galaxy S3. El accidente, que se dio a conocer hace casi dos semanas, supuso la explosión repentina del terminal mientras lo guardaba en el bolsillo del pantalón, lo que le provocó en la zona quemaduras de tercer grado.

Inmediatamente, previa disculpa a la usuaria, Samsung se puso a trabajar en los motivos que habían llevado a la combustión del móvil y ya conocemos los resultados de estas pesquisas. Según señala la firma asiática, el motivo no fue otro que la utilización de una batería no oficial con la que la joven había sustituido la que viene de serie en el móvil de la compañía surcoreana. Esto exime de responsabilidad al fabricante pero nos hace replantearnos el potencial riesgo de este tipo de accesorios no oficiales o falsos.

Nos referimos a ello porque se trata del tercer caso que conocemos en cuestión de semanas referido a la utilización de estos componentes. Los otros dos han sido reportados en China, donde en primer lugar se supo el fallecimiento de una joven por electrocución debido a un cargador falso empleado para su iPhone. Semanas más tarde recogimos otro caso similar, que en este caso acabó con el ingreso en coma de otro joven por el mismo motivo: utilizar su móvil de Apple mientras se estaba cargando con este dispositivo falso.

De este modo, resurge la polémica sobre la utilización de componentes no oficiales. En muchas ocasiones, como sucede con las baterías, ofrecen una mayor capacidad de autonomía, aunque es su precio más económico lo que motiva a los usuarios a la hora de comprarlos. Sin embargo, los hechos reportados en estas semanas parecen evidenciar unos riesgos que en muchas ocasiones se ignoran y que podrían tener consecuencias fatales.

Os animamos a que nos contéis vuestras experiencias con este tipo de componentes. ¿Habéis tenido problemas con el uso de accesorios no oficiales en vuestros móviles?