El Gobierno aprueba la tasa Google y la obligación de identificar a los titulares de criptomonedas

Actualidad

Tremendo golpe sobre la mesa del gobierno que puede poner patas arribas el mundo de la tecnología. Sin ir más lejos, han aprobado la ya anticipada tasa Google que gravará al 3% los servicios y transacciones de las grandes tecnológicas. También ha incorporado una nueva obligación de identificar a los titulares de criptomonedas, incluso en el extranjero. Finalmente, limitación de los pagos en efectivo a 1.000 euros entre profesionales o gravar con un 0,2% las operaciones de compra de acciones.

El Consejo de Ministros ha aprobado varias medidas fiscales que forman parte del plan presupuestario que ha sido remitido a Bruselas. Por un lado, tenemos nuevos impuestos sobre las transacciones financieras y los negocios digitales. Por otro lado, medidas para luchar contra el fraude fiscal y la economía sumergida. La conocida como Tasa Google del 3% es sólo la punta del iceberg de todos los cambios que se nos vienen encima.

Aprobada la tasa Google y la obligación de identificar a los titulares de criptomonedas

Empezamos con el repasado de las medidas antifraude. Por un lado, se incorporarán 200 nuevos profesionales a la Agencia Tributaria, se limitarán los pagos en efectivo a 1.000 euros entre profesionales, se reforzará la lista de morosos con los deudores a partir de 600.000 euros, se elevará el control sobre las criptomonedas obligando a la identificación de los titulares y finalmente se prohibirán los programas de contabilidad que permiten a empresas tener doble contabilidad.

bitcoin criptomonedas

Por otro lado, se han aprobado medidas impositivas para aumentar la recaudación. Aquí encontramos el anuncio del anteproyecto de impuesto sobre las transacciones financieras que pretende gravar con un 0,2% las operaciones de compra de acciones españolas. Este sólo aplicará a las acciones emitidas en España de empresas cotizadas con capitalización bursátil superior a 1.000 millones de euros y la del mercado secundario.

Finalmente, se ha aprobado el nuevo impuesto sobre servicios digitales que se conoce popularmente con tasa Google. Este pretende gravar los servicios de publicidad online, los servicios de intermediación y la venta de datos con un 3% sobre los ingresos obtenidos. Solamente aplicará a las empresas que facturen más de 750 millones en el mundo y más de 3 millones en España. La tasa recaudará unos 1.200 millones al año con su entrada en vigor según estimaciones del Gobierno, aunque algunos economistas no son tan optimistas.

Escrito por Claudio Valero

Fuente > cincodias