ZTE deja de vender móviles en todo el mundo por el bloqueo de Estados Unidos

Grave y triste noticia la que acabamos de conocer sobre ZTE. Estados Unidos anunció hace unas semanas la prohibición a Qualcomm (y a todas las empresas estadounidenses) de que le vendieran chips a ZTE, ya que esta última incumplió la exigencia de no vender móviles en Irán, donde firmó un acuerdo con operadores del país. Esto le ha llevado a no poder seguir fabricando móviles.

ZTE va a dejar de vender móviles, aunque todavía no es su fin

Y es que las prohibiciones de Estados Unidos a otros fabricantes exigen no vender nada que lleve productos o chips originados en Estados Unidos en Irán, y ZTE incumplió esa parte. Además, el gobierno de Trump se encuentra realizando bloqueos de todo tipo para evitar que la economía americana dependa de empresas chinas, motivo por el que bloqueó la compra de Qualcomm por parte de Broadcom, o por el que ha impedido a Huawei que venda sus móviles a través de AT&T.

zte movil

Por tanto, ZTE ha anunciado en un comunicado de prensa que ha parado la fabricación de productos, y éstos ya se encuentran agotados en la mayoría de tiendas de todo el mundo, y operadores de China afirman que ya casi no les queda stock. En el comunicado afirman que “las principales actividades operativas de la compañía han sido detenidas”.

Según ha afirmado ZTE, todavía tienen dinero para poder seguir cumpliendo con sus obligaciones comerciales, y van a seguir intentando comunicarse con Estados Unidos para revertir el bloqueo y poder seguir recibiendo procesadores y otros componentes de Qualcomm, los cuales son imprescindibles para que una empresa de móviles prospere a nivel internacional hoy en día.

El gobierno chino, MediaTek, o que EEUU entre en razón: sus únicas soluciones

Se hablaba de que la compañía podría haber recurrido a procesadores de MediaTek, pero hay otros componentes que necesita de Qualcomm. En concreto, la compañía depende de Qualcomm e Intel en un tercio de sus componentes.

Esto podría llevar a ZTE a perder también las licencias que tiene sobre Android, no pudiendo incorporar los Servicios de Google Play en ellos de manera gratuita tal y como podían hacer hasta ahora. De momento, han informado a inversores y consumidores que estén atentos ante posibles anuncios que puedan hacer en el futuro.

Hasta la fecha, ZTE había sido obligada a pagar multas de 1.200 millones de dólares, a despedir a cuatro trabajadores, y a limitar el sueldo de otros 35 empleados por haber vendido dispositivos con componentes americanos en Irán y Corea del Norte en 2017. Además, desde Estados Unidos y Reino Unido se informó a través de sus agencias internas que usar componentes de ZTE no era seguro.

Ante todos los bloqueos que Estados Unidos está imponiendo a China, el país ha empezado a invertir grandes sumas de dinero para poder crear ellos su propia tecnología. De momento, se espera que anuncien un plan de hasta 47.000 millones de dólares para potenciar el uso de tecnología local en lugar de la americana.

Por ello, el futuro de ZTE es incierto, y para salir adelante van a necesitar la ayuda del gobierno chino y de MediaTek; y eso podría no ser suficiente. Los trabajadores siguen trabajabando en la empresa, pero “no tienen mucho que hacer”.