Google requerirá 100 veces menos ‘globos Internet’ de los esperados

Escrito por Carlos González
Redes

El plan inicial de Google era –casi- llenar el cielo de globos aerostáticosalgo muy parecido- para prestar conexión a Internet donde actualmente llega porque no se despliega infraestructura a nivel terrestre. Una forma de reducir costes para, a fin de cuentas, desplegar una red de conectividad a Internet en zonas actualmente desconectadas. Y para ello, la previsión era lanzar entre 200 y 400 globos. Sin embargo, la tecnología de Google ha evolucionado y, gracias a esto se requerirán 100 veces menos globos: entre 10 y 30, únicamente.

Se llama Project Loon y es el proyecto de Google que contempla, como comentábamos, el lanzamiento de globos a la estratosfera para brindar conexión a Internet en zonas actualmente desconectadas. Y lleva ya casi cuatro años en desarrollo, pero la compañía de Mountain View sigue dedicando todos los recursos posibles por llevarlo a buen puerto.

La división de ‘experimentos’ de la firma, que es la que ahora se encarga de ello, ha explicado que no serán necesarios 200, 300 ó 400 globos para conseguir su propósito en zonas sin conexión a Internet, sino que será suficiente con 10, 20 ó 30 globos. Y cómo no, como en otras áreas en las que está trabajando Google, lo que se ha aprovechado para este importante avance es la inteligencia artificial.

La inteligencia artificial reducirá los globos necesarios para Project Loon, el ‘Internet global’ de Google

Varios gigantes de Internet dedicados a la publicidad, entre ellos Google y Facebook, tienen proyectos similares enfocados a dar Internet a zonas actualmente desconectadas. Pero Google, de momento, parece que lleva algo más avanzado su proyecto frente a la firma de Mark Zuckerberg. Y el último paso que han dado es optimizar el sistema de control de altitud y navegación de los globos que brindarán conexión a Internet, de tal manera que no sea necesario lanzar tantos de ellos a la estratosfera, sino una cifra realmente baja.

Como ocurre con las redes de telefonía móvil, con sus nodos y antenas, el alcance de señal de los globos es limitado. Es por eso por lo que Google necesitará varios incluso para regiones relativamente reducidas. Pero ya, hasta ahora, habían mostrado que hacer que cambie la posición de estos globos puede permitir una importante optimización de recursos. Han dado un paso hacia delante y, con este nuevo sistema de inteligencia artificial, serán 100 veces menos los globos que se requerirán respecto a lo previsto.

Fuente > The Next Web