Cómo ver el móvil en la TV: mirroring y otras opciones

Cómo ver el móvil en la TV: mirroring y otras opciones

Alberto García

Desde hace ya más de un lustro, nuestros móviles cuentan con diversas opciones para ver el contenido de la pantalla en la televisión. Algunos de ellos permiten verlo sin cables gracias al mirroring, y vamos a ver qué opciones tenemos para ver el móvil en la TV, ya sea un móvil Android o un iPhone con iOS.

Android

Mirroring o Miracast

Android es el sistema operativo más versátil para enviar contenido a cualquier televisión. La mayoría de Smart TV lanzadas en el último lustro cuentan con WiFi y funcionalidades inteligentes, haciéndolas compatibles con el mirroring de manera nativa, e incluso con Chromecast. El proceso de configuración es muy sencillo, y puedes probar a realizarlo para saber si tu móvil y tu televisor con compatibles con esta opción de poder ver la pantalla del móvil en la TV sin cables.

Lo primero que tienes que hacer es ir a Ajustes. Ahí, encontraremos una opción que puede llamarse de diferentes maneras o estar ubicada en otro sitio dependiendo del fabricante, pero normalmente se llama Pantalla inalámbrica, Mirroring, Miracast o Compartir Pantalla. Además de en ajustes, también suele estar disponible en el panel de ajustes de las notificaciones, situado bajo de los iconos de WiFi, Datos móviles, Modo avión y demás.

compartir pantalla android mirroring

Si es la primera vez que vas a usar esta función con tu televisor, te saldrá un menú donde estará buscándose el dispositivo conectado a tu red WiFi. Una vez aparezca, le damos a aceptar, y la pantalla del móvil se verá en el televisor sin apenas latencia y con buena calidad de imagen a pesar de la compresión.

A pesar de que la función es muy sencilla de usar, algunos fabricantes la esconden en el móvil y lo ponen bastante complicado para usarla. Por ello, hay aplicaciones gratis como Screen Stream Mirroring Free que, a pesar de tener anuncios, nos permite hacerlo sin tener que andar buscando los ajustes. En esta app tenemos que desplegar el menú de la izquierda y presionar en Miracast para ir a la sección de ajustes y poder enviar la pantalla del móvil al televisor.

compartir pantalla android miracast

Algunos televisores no aparecen disponibles en todo momento. Por ejemplo, en los de Samsung es necesario darle al botón de Fuente (Source), Guía de conexión y elegir Uso compartido de pantalla como fuente. Ahí nos dirá que se encuentra esperando para que el dispositivo se conecte, y el móvil ya nos permitirá conectarnos.

samsung smart view compartir pantalla

Si no quieres compartir todo el contenido de la pantalla, hay aplicaciones de la propia Google que permiten enviar contenido al televisor, como YouTube o Google Fotos, de tal manera que no hay ninguna compresión aplicada y podemos ir manejándolas con el móvil.

Chromecast o reproductor Android

En el caso de que tu televisor no tenga Miracast incluido de serie por ser demasiado antiguo o no contar con funciones inteligentes, tienes la opción de utilizar un Chromecast o un reproductor multimedia con Android.

En el caso de Chromecast la conexión se realiza a través de la app Google Home además de la función de Miracast que hemos descrito anteriormente. En la app de Google Home podemos darle a Enviar pantalla/audio, seleccionando el dispositivo Chromecast que tengamos conectado al televisor.

Si tienes un reproductor multimedia, éste cuenta ya con la funcionalidad de Miracast incluida, aunque puede que también incluya una aplicación dedicada para ejercer de receptor en lugar de emisor, que suele ser lo normal en Android. Esta app suele llamarse Miracast, y tan solo hay que abrirla, y darle a Compartir pantalla desde el móvil para verla.

Cable

Si todas estas opciones inalámbricas te dan problemas o no son compatibles con tus dispositivos, siempre puedes usar un cable normal y corriente. Para ello, tienes dos opciones: un cable USB C a HDMI, como este de dos metros por 14 euros o un dongle por 18 euros que también permita conectar cosas por USB (como un disco duro externo) o cargar el móvil a través del puerto USB C. También hay dongles similares con microUSB mucho más baratos, como este por 5 euros.

Con los dongles tenemos la ventaja de que podemos conectar un cable HDMI de 5 o 10 metros para poder usar el móvil desde el sofá, teniendo mejor calidad de imagen que si usásemos mirroring, además de poder estar cargando el móvil mientras lo usamos.

iOS

Airplay

Con iOS, la funcionalidad de mirroring está muy limitada. Apple es muy abierta siempre que uses dispositivos suyos, pero Apple TV no sé usa en España. Con los televisores de Apple es muy fácil usar AirPlay, y por suerte este 2019, Apple va a hacer compatible AirPlay 2 con cientos de televisores de los principales fabricantes del mundo, entre los que encontramos los siguientes modelos de LG, Samsung, Sony y Vizio:

  • LG OLED (2019)
  • LG NanoCell Serie SM9X (2019)
  • LG NanoCell Serie SM8X (2019)
  • LG UHD serie UM7X (2019)
  • Samsung Serie QLED (2019 y 2018)
  • Samsung Serie 8 2019 y 2018)
  • Samsung Serie 7 (2019 y 2018)
  • Samsung Serie 6 (2019 y 2018)
  • Samsung Serie 5 (2019 y 2018)
  • Samsung Serie 4 (2019 y 2018)
  • Sony Serie Z9G (2019)
  • Sony Serie A9G (2019)
  • Sony Serie X950G (2019)
  • Sony Serie X850G (2019, modelos de 55, 65, 75 y 85 pulgadas)
  • Vizio P-Series Quantum (2019 y 2018)
  • Vizio P-Series (2019, 2018 y 2017)
  • Vizio M-Series (2019, 2018 y 2017)
  • Vizio E-Series (2019, 2018 y 2017)
  • Vizio D-series (2019, 2018 y 2017)

Mientras que estos televisores van haciéndose compatibles con AirPlay 2 a lo largo de 2019, la única opción es usar Apple TV para poder usar AirPlay. Para usarlo, hay que ir al Centro de control de iOS y darle al botón de Duplicar pantalla (Screen Mirroring en inglés), con un icono con forma triangular delante de un televisor. Ahí, se selecciona el televisor compatible y ya podemos ver la pantalla del iPhone o iPad en el televisor.

duplicar pantalla ios

Chromecast

Si el televisor no es compatible, no pasa nada: siempre puede usar un Chromecast. Para ello, tan solo es necesario abrir una de las aplicaciones compatibles con este dispositivo, como Netflix o YouTube, y podremos enviar el contenido al televisor desde el iPhone. Lo importante es encontrar el icono para poder hacer Cast.

Cable

Por último, en iOS también podemos usar un cable, aunque estos suelen ser más caros que en Android. El original de Apple vale 50 euros en Amazon, pero hay alternativas de marca blanca por menos de la mitad. El cable es plug and play, y nada más enchufarlo el iPhone ya permitirá ver la pantalla en el televisor.

Problemas al conectar el móvil con el televisor

Lo ideal en estos casos es utilizar una conexión inalámbrica, de esta manera, podremos enviar todo tipo de contenido desde el móvil a nuestro televisor con la comodidad de estar sentados en el sofá y sin tener que tener una maraña de cables tirados por el suelo. Ahora bien, puede que nos encontremos con ciertos problemas a la hora de sincronizar ambos dispositivos, por lo tanto, debemos asegurarnos que nuestro móvil, o mejor dicho el sistema operativo de nuestro teléfono, es compatible con nuestro televisor o sistema del mismo. Si ambos son Android, en principio no deberíamos tener mayores problemas.

Ahora bien, si por cualquier motivo nos encontramos con que ninguna de las opciones mencionadas anteriormente nos permiten conectar el móvil a la tele para poder ver el contenido que reproducimos en el teléfono en la pantalla grande del salón, entonces no nos quedará más remedio que realizar una conexión física, es decir, a través de cable.

Las opciones para ello ya las hemos mostrado en los apartados anteriores de este post, aún así, si nos encontramos también con algún problema, entonces debemos realizar otra serie de comprobaciones. Por un lado, debemos comprobar que el conector que estamos usando en nuestro televisor funciona correctamente. Para ello, podemos probar a conectar otro dispositivo y verificar que funciona correctamente. De la misma forma, es conveniente comprobar el conector de nuestro teléfono, e incluso podemos probar a limpiarlos por si hubiese algo de suciedad que no deja hacer una buena conexión.

Si todo parece ser correcto, entonces tendremos que comprobar si el cable no está dañado. Lo primero que podemos hacer es realizar una revisión del estado del mismo para ver si no tiene ningún desperfecto o corte que pudiera haberlo dañado. Si aparentemente todo está bien, lo mejor será que probemos a conectar el móvil y el televisor con otro cable o bien, probar ese cable con otro móvil e incluso otro televisor si tuviéramos la opción.