Yoigo vende el 50% de los Samsung Galaxy S3 en España sin subvención

Yoigo vende el 50% de los Samsung Galaxy S3 en España sin subvención

Redacción

El modelo de pago a plazos y pago en una única cuota de teléfonos móviles empieza a despegar en España. Una prueba de ella son los buenos niveles de ventas por parte de Yoigo del Samsung Galaxy S3 durante el pasado mes de julio.

Hace un año nos hacíamos eco de la llegada a España del nuevo modelo de pago a plazos de smartphones. Yoigo era la primera compañía en introducirlo en nuestro país, destacando que la fórmula ya había triunfado en varios países europeos. Curiosamente fue en la anterior edición del Encuentro de las Telecomunicaciones celebrado en Santander y que vive en estos días su XXVI edición cuando Johan Andsjö presentaba este modelo. Un año más tarde el propio Andsjö ha vuelto a ser el protagonista de la conferencia del operador al despedirse de una particular y divertida forma de la compañía, cediendo el testigo a Eduardo Taulet como CEO de Yoigo.

Modelo impulsado en los últimos meses

El compromiso de la compañía por este modelo se ha impulsado en los últimos meses y la llegada de sus nuevas tarifas como la Infinita o La del dos y de potentes terminales de última generación han servido como espaldarazo a esta fórmula. Un dato demuestra que poco a poco se consolida el pago a plazos en nuestro país, y es que la mitad de los Samsung Galaxy S3 que se vendieron en España en julio fueron colocados por la filial española de TeliaSonera.

En la actualidad se puede conseguir el terminal quad core de Samsung en el programa de Pago a plazos de Yoigo por un precio inicial de 279 euros y cuotas de 15 euros durante 18 meses siempre que se trate de una portabilidad a contrato. A tenor de los datos son muchos los usuarios que se han visto tentados por esta opción, aunque el operador también lo ofrece en modalidad de pago único por 549 euros con cualquiera de sus tarifas.

Recordemos que esta modalidad también ha sido adoptada por Movistar y Vodafone en sustitución de las clásicas subvenciones de terminales. El anterior modelo se convirtió en insostenible para los grandes operadores, pasando a ofrecer financiación en todo tipo de terminales para sus nuevos usuarios. No obstante, si miramos los resultados hasta el verano solo el 1,6% de los equipos habían sido financiados con esta fórmula, aunque sí se ha detectado un aumento en el pago en una única cuota de los terminales.