La familia HTC One plagada de problemas

La familia HTC One plagada de problemas

Javier Sanz

Aquellos que compren uno de los nuevos HTC se encontrarán con varios problemas relacionados con su funcionamiento. Problemas de pantalla, desperfectos en la carcasa y ahora se une un nuevo fallo relacionado con las conexiones inalámbricas.

Tal como publica AndroidAyuda.com, ya cansa hablar de los problemas de los nuevos móviles de la firma taiwanesa pero en realidad es que el estreno no puede ser peor. Todo se inició la primera semana de comercialización cuando varios usuarios comenzaron a reportar problemas con la carcasa del HTC One S. Misteriosamente el armazón del teléfono se oxidaba sin que los fans de la firma maltrataran el equipo. Los problemas sorprendían a los medios especializados sobre todo porque HTC vendió en el Mobile World Congress que este equipo estaba tratado con un compuesto capaz de proporcionar mayor resistencia. En Movilzona se pueden ver fotos de los teléfonos dañados.

El HTC One X tampoco se ha librado de los problemas. El Tope gama de la firma taiwanesa presenta problemas en su pantalla y en la Red están circulando vídeos que muestran como parpadea de forma preocupante. Sin duda, un hecho que puede hacer caer las ventas de su terminal estrella de forma preocupante.

El último problema conocido está relacionado con el WiFi y afecta al HTC One X y también al HTC One S. Parece ser que cuando se apaga la pantalla del teléfono se desconecta la conexión inalámbrica y el usuario deja de recibir notificaciones como correos electrónicos o menciones en Twitter. Se trata de una medida de ahorro energética que afecta negativamente a la experiencia de uso.

Hundimiento de las acciones

Por si fueran pocos problemas para HTC, las acciones se han desplomado un 6% y los expertos dicen que es por la presentación confirmada del Samsung Galaxy S III. Con este panorama parece que la firma taiwanesa debería tomar medidas drásticas sino quiere estar abocada al fracaso.