La industria de Hollywood amenaza con no apoyar a Obama si no aprueba la ley SOPA

Las grandes compañías de Hollywood responden ante la decisión de suspender la aprobación de la ley SOPA. En su enfado por este hecho, han llegado a amenazar al presidente de Estados Unidos con no apoyarle de forma económica si no saca adelante la polémica ley.

La industria cinematográfica no esconde su decepción y enfado por la no aprobación (de momento) de SOPA, la ley que pretende perseguir la "piratería" en Internet con medidas que sin duda se pueden calificar de censoras. Si bien estas compañías nunca ocultaron su apoyo a esta medida, su último mensaje en forma de amenaza y chantaje deja bien a las claras quién ha sido el impulsor de la polémica norma y al dictado de quién ha sido creada a pesar de las multitudinarias protestas en la Red por su posible aprobación.

Como leemos en elmundo.es, Hollywood se ha mostrado partidaria de plantar cara a todo aquel que intente frenar la ley antipiratería estadounidense, sea quien sea, incluido el mismo presidente del país norteamericano, Barack Obama. En pleno marco de la campaña de cara a las próximas elecciones presidenciales en EEUU, la industria del cine podría retirar su apoyo al Partido Demócrata en protesta por la paralización de SOPA. Recordemos que desde la Casa Blanca se comunicó que se negaban a "apoyar una legislación que reduce la libertad de expresión, aumenta el riesgo de la seguridad cibernética, o atente contra Internet en el mundo y su dinámica innovadora", lo que ha despertado la feroz reacción de Hollywood.

Tradicionamente estas empresas han apoyado al partido del que ahora es líder Obama, pero la situación podría cambiar. La industria cinematográfica y la asociación que la engloba, la MPAA (Motion Picture Association of America) ha sido la gran impulsora de la ley asegurando que pierden más de 6.000 millones de dólares por la llamada "piratería" en Internet.

Después del comunicado de la Casa Blanca, según dio a conocer una periodista estadounidense, la reacción de un alto directivo de una compañía de Hollywood estuvo cargada de ira. "Nos sentimos muy decepcionados por la Administración Obama y por el hecho de que no nos apoye. Al menos podrían haber permanecido al margen de forma neutral hasta que tengamos la legislación adecuada. En cambio, Obama ha ido en contra. Personalmente no lo apoyaré más, no le daré ni un centavo más", asegura que comentó el directivo.

Aunque no deja de sorprender la declarada intromisión de este sector privado en el poder político y judicial, no es la primera vez que proceden a chantajes de este tipo. No tenemos que irnos muy lejos para saber de prácticas de este tipo. Hasta días horas previas a la aprobación de la Ley Sinde-Wert en España, la industria estadounidense amenazó con abandonar nuestro país por los "elevados índices de piratería" si no se aprobaba esta controvertida ley. Falta por ver si, al igual que sucedió en España, el Gobierno de EEUU cede al chantaje de estas poderosas compañías.