Xbox One mejorará su rendimiento un 10% gracias a su próxima actualización

Microsoft estaría ultimando una importante actualización para Xbox One. Según los últimos rumores la compañía buscaría aumentar el rendimiento de su consola Next Gen al menos un 10%, algo que resulta sorprendente si tenemos en cuenta que su lanzamiento se produjo hace apenas un mes y medio.

Nuestros compañeros de Gamerzona.com se hacen eco de las últimas informaciones aportadas por Ahsan Rasheed, quien ha asegurado que gracias a la actualización de controladores de Xbox One, la consola de nueva generación aumentará su potencia hasta un 10%.

Dicha fuente interna de la industria de los videojuegos ha afirmado en su cuenta de Twitter que "ha escuchado" que el aumento en el rendimiento del equipo de Microsoft estará en torno a dicho porcentaje. Su mensaje servía como respuesta a una pregunta sobre la posible mejora en la resolución de Assassin´s Creed IV Black Flag a Full HD (1080p) respecto a los 900p que muestra en la actualidad.

Como era de esperar, Microsoft no ha querido pronunciarse sobre esta información pero tiene su lógica. Las compañías suelen apostar por la mejora de sus equipos a través de la actualización de drivers, aunque en este caso lo sorprendente es la inmediatez con la que la firma de Redmond habría decidido implementar esta nueva versión de sus controladores. Estaremos pendientes del momento en que podría llegar dicha mejora.

2,5 millones de Xbox One vendidas

Por otro lado, en las últimas horas también hemos conocido las cifras de venta de la consola Next Gen de la compañía norteamericana en el momento en que se cumplió su primer mes en el mercado. A 21 de diciembre, según los datos de VGChartz, Xbox One había vendido en todo el mundo 2,5 millones de consolas, una cifra bastante elevada pero que está por detrás de los 3,4 millones de unidades vendidas por su gran rival, PlayStation 4.

En caso de que las distancias entre ambas sigan aumentando a este ritmo es posible que Microsoft tenga que replantearse su estrategia con el precio del equipo, el cual es visto como elemento clave para que muchos opten por el equipo de Sony. En los últimos días se ha insistido sobre un posible pack más económico que llegaría en los próximos meses y que no incluiría la nueva versión de Kinect.