Tablet en el coche: un peligro para tus hijos

Garantizar la seguridad de los más pequeños es muy importante si tienes hijos y viajas en coche. Porque sí; más allá de los sistemas de retención infantil correctamente instalados, los cuales reducen las lesiones de los menores entre un 50% y 80%, también es importante que estos viajen cómodamente y protegidos. Pero no quiere decir que sea recomendable que hagan uso de la tablet u otros dispositivos en el coche.

Más allá de una distracción

Todos lo sabemos; de la seguridad de los niños en el coche se hace mucho hincapié en el elemento principal, la silla. Que sea del tamaño adecuado, que apuremos todo lo posible hasta ponerles en el sentido de la marcha, que se coloque en los lugares adecuado para ello…

Pero no es la única cuestión importante a tener en cuenta. Hay más: por ejemplo, los riesgos que entraña que los niños y niñas tengan objetos no anclados a su alrededor del coche, incluida la presente tablet.

Así, y según datos de la Dirección General de Tráfico, el 47% de conductores en España viaja llevando objetos sueltos en el interior de su coche y sólo uno de cada tres (29,6%) hace uso de los espacios y las bandejas interiores diseñados a tal efecto. Es una cifra preocupante porque más allá de que dificulten la visión o sean un motivo de distracción en caso de frenada, pueden ser también un peligro añadido si se produce una colisión, o incluso una frenada fuerte. Lo son para los adultos, pero también para los niños.

Pueden convertirse en un proyectil

Porque sí; en ocasiones pensamos que está normalizado el hecho de que nuestros hijos utilicen los smartphones o tablets frecuentemente, pero debemos tener en cuenta cuándo lo hacen, cómo y las consecuencias que puede tener el uso de teléfonos móviles en niños y adolescentes.

Es recomendable que fomentemos juegos tradicionales que impulsen los valores de trabajo en equipo, en vez del uso individualista de las nuevas tecnologías. Y eso, en un viaje, no es nada bueno.

Esto no lo decimos por otro motivo que porque hay estudios que demuestran que los niños pueden ser una distracción hasta 12 veces mayor que los móviles, pero si se hace con una tablet en el coche, todavía más. Y mientras se conduce, no es muy fácil mantener el control de los pequeños sin quitar los ojos de la vía.

Tablet coche niños peligro

Es más; la propia Dirección General de Tráfico recordaba lo peligroso que puede resultar cualquier objeto en el habitáculo, que no esté convenientemente sujeto. En caso de sufrir un choque, o un frenazo brusco, se puede convertir en un proyectil que hiera a los pasajeros. Cualquier objeto que llevemos a bordo debería ir alojado en la guantera, en los cajones y receptáculos del coche. Y en ningún caso deberíamos dejar que objetos, como un tablet, fueran en manos de niños pequeños.

Mal anclados o sin sujeción se ven afectados por la inercia

Además, otro factor muy importante en cuanto a la seguridad al viajar con niños lo constituyen los sistemas de retención infantil. Existe el llamado ‘efecto elefante’, llamado de esta forma porque en caso de ocasionarse un siniestro, si la sujeción no es la adecuada, el niño junto con su silla infantil proyectaría un peso hacia adelante superior a dos toneladas.

Por ello, siempre recomendamos que estos elementos de seguridad deben estar bien anclados al coche, y ser el adecuado para la talla y peso del niño. De lo contrario, también podría convertirse en un proyectil y no proteger al pequeño, ocasionando que impacte contra alguno de los asientos o vidrios del coche.

Lógicamente, no todos los artículos son igual de peligrosos pero absolutamente todos, mal anclados o sin sujeción, como es el caso de las tablets, se ven afectados por la inercia, convirtiéndose en un objeto muy peligroso para los integrantes del vehículo. Por lo tanto, lo más aconsejable es que estos puedan ir sujetos mediante algún tipo de elemento de seguridad.

1 Comentario