Por qué ahora es un buen momento para comprar un coche de segunda mano

El sector automovilístico vive un momento complejo cuanto menos, pues debido a la inflación que estamos viviendo en estos momentos (y por motivos como la falta de materiales) las ventas han caído considerablemente con respecto a meses o temporadas anteriores al de este punto. Sin embargo, hay una viabilidad que está ganando enteros: la compra del coche de segunda mano.

El coche de segunda mano, la opción más acertada

No son tiempos de prosperidad, por eso cada vez más los hay que se plantean comprar un coche de segunda mano. Teniendo en cuenta la situación económica de muchas familias, la ausencia de coches nuevos en los concesionarios y los largos períodos de entrega, los automóviles de ocasión se han convertido en la opción más acertada para muchos conductores.

Es más; hablamos de un mercado económico que nos permite ahorrar grandes cantidades de dinero sin que ello afecte a la calidad del coche en cuestión, logrando también porque nuestro bolsillo nos pueda dar un respiro en este sentido, haciéndose, también, como una de las mejores propuestas para los que buscan algo seguro y de buenas prestaciones.

Porque sí; un coche eléctrico, nuevo, a primeras puede ser la opción más sencilla, pero sus elevados precios nuevos y autonomía reducida son aún unos handicaps para muchos, por eso te planteamos, la mejor decisión a la hora de comprar un coche, que elijas un coche de segunda mano km 0.

Tienen precios más razonables y son de garantía

Pero hay algo que debes saber. Y es que a la hora de comprar un coche de segunda mano, del que también puede ser un 100% eléctrico que merezca la pena, conviene seguir una regla aplicable a cualquier compra: buscar la mejor relación calidad-precio. Elegir la opción más económica puede salirnos caro si viene dada por el mal estado del vehículo o por la ausencia de garantía; aunque tampoco lo más caro es necesariamente lo mejor, porque puede ser posible encontrar lo mismo o muy parecido a un precio más razonable.

Esto es algo que también se extrapola al vehículo de ocasión que, por nuevo que sea, ya tiene un rodaje y un uso anterior. Su estado no solo dependerá de los años y kilómetros recorridos, también de la forma de conducción de su anterior propietario, el uso (ciudad, carretera, autopista…), el mantenimiento que llevó… También influirá si ha sido revisado o reacondicionado por profesionales o por el contrario pasa de una mano a otra tal cual.

Coche segunda mano garantía

Y de ahí que en la actualidad hacernos con uno puede ser una buena idea. Ello no es por otro motivo que porque la fabricación de nuevos coches está paralizada, y no solo en España, sino en Europa y a nivel mundial. Esto está provocando un retraso en las entregas de los nuevos de hasta 6 meses. Y lo peor no es eso, es que todos los indicadores muestran que esta situación no se solucionará en breve.

La causa es la escasez de microchips a nivel mundial. Estos microchips son fundamentales en los coches de hoy en día, aunque también afecta gravemente a otros campos de la vida como la informática o el sector de los electrodomésticos. El hecho de que es una alternativa económica, sin duda, es uno de sus mayores atractivos, resultando ser la principal opción para quienes tienen un presupuesto limitado. Hay casos en los que un buen coche usado tiene un coste un 50% menor al de uno nuevo, incluso menos.

Sus ventas se han disparado

Todo ello sin olvidarnos de que se trata de la excusa perfecta para cambiar de medio de transporte más a menudo con un menor desembolso. Algo que, como era de esperar, se ha extrapolado en un incremento de más del 130% en las ventas del sector durante el último año.

Las tecnologías de propulsión que tenemos es otro factor que justifica, hoy en día, la preferencia por comprar un coche de segunda mano. La investigación en los modelos eléctricos e híbridos todavía tiene mucho recorrido por delante y esto lleva a un alto porcentaje de conductores a actuar con cautela y paciencia.

Resulta un tanto arriesgado invertir mucho dinero en un coche nuevo, ya que el siguiente gran paso en el sector puede estar muy cerca y nuestra adquisición podría no contar con los últimos avances. La tecnología eléctrica, además, tiene todavía muchos cabos sueltos, como mencionamos, sin olvidar el aspecto social que hace referencia a que hay muchas zonas en España con una escasez de estaciones eléctricas.

Condiciones coche segunda mano

Esto supone una serie de obstáculos que todavía deben ser resueltos. Es una inversión muy alta como para correr este riesgo, así que la opción de comprar un coche de segunda mano es una buena y rentable elección en el contexto actual. A esta ventaja hay que añadir las ventajas adicionales que ya de por sí tiene un coche segunda mano o un coche de ocasión: su precio es mucho más barato que el de un coche nuevo, así como que estos deprecian menos su valor que los coches nuevos.

1 Comentario