Así puedes acceder al menú avanzado de Windows 11 con este sencillo atajo

Así puedes acceder al menú avanzado de Windows 11 con este sencillo atajo

Roberto Torres

Windows 11 está plagado de aplicaciones y herramientas muy prácticas que nos sirven para realizar la configuración que queramos en el sistema. De esta forma, podemos modificar a nuestro antojo algunas de las opciones que incluye el sistema operativo, así como poner el modo oscuro, ajustar parámetros de la pantalla, acceder a la red Wifi de nuestro router o administrar los procesos de los programas que tengamos instalados, entre otras cosas. Para acceder al menú avanzado y explorar todas estas configuraciones, podemos emplear un atajo muy sencillo.

Parecía que el menú de inicio de Windows iba a desaparecer con la inclusión de Windows 10 y más tarde la llegada de Windows 11, pero no. Finalmente Microsoft ha optado por dejarlo intacto, ya que sirve para muchas más cosas de lo que aparenta. Sin ir más lejos, en todos los teclados de ordenadores sobremesa y portátiles con la inclusión de Windows contamos con una tecla simbolizada con el icono de este sistema operativo que sirve en gran medida para realizar atajos muy sencillos.

Y es que dentro de este menú avanzado de Windows podemos encontrar múltiples aplicaciones que han ido variando con el tiempo y otras se han actualizado para mejorar la experiencia de usuario. Sin embargo, si queremos quitar estas opciones del menú, no podemos hacerlo, pues son herramientas predeterminadas del sistema que se mantienen perennes en este menú oculto de Windows. Para acceder al menú avanzado de una forma rápida e inmediata, solo tienes que seguir las siguientes indicaciones.

Acceder al menú avanzado de Windows 11

Los pasos que debes tener en cuenta para acceder al menú avanzado de Windows son extremadamente simples. Para ello, te vamos a contar  dos formas de entrar en esta característica de Windows 11. En primer lugar, debes colocar el puntero del ratón en el icono de menú de inicio de Windows, hacer clic en el botón derecho y te saldrá un desplegable con todas las funciones avanzadas. La segunda forma, y la más sencilla y rápida, es mediante la pulsación de dos botones de forma simultánea: Windows + X.

A continuación, ya puedes visualizar las diferentes funciones que te ofrece Windows de inicio rápido y avanzado, y las que más se suelen utilizar para hacer cualquier tipo de configuración del sistema.

Windows 11 menú avanzado

Aplicaciones del menú avanzado

Windows 11 cuenta con hasta 14 opciones de configuración desde el menú avanzado. Entre ellas, os vamos a detallar las más importantes.

Por un lado, encontramos la función «Aplicaciones instaladas» que, como el propio nombre indica, se trata de un acceso directo a todas las aplicaciones que tenemos instaladas en nuestro disco duro, tanto las que vienen ya preinstaladas en Windows, como la Calculadora, la Cámara, el Bloc de Notas, Correo y Calendario etc., como las que instalamos nosotros mismos, como Microsoft Office, Adobe Acrobat, Google Chrome, etc.

Acto seguido, nos topamos con las «Opciones de energía», que nos facilita un acceso de inmediato a la suspensión de pantalla, establecer los modos de energía o el ahorro de batería si estamos trabajando con un portátil.

Por consiguiente, la herramienta «Sistema» es una de las más importantes, ya que puedes informarte de todas las especificaciones que contiene tu dispositivo con un simple clic. Además, también podrás observar la versión de Windows que tienes instalada en tu ordenador y ver el estado de activación del producto.

A continuación, podemos indagar en las secciones de «Administrador de dispositivos» para comprobar qué controladores de software, seguridad y almacenamiento tenemos instalados y si funcionan correctamente, así como entradas y salidas de audio. Pero también tenemos a mano el «Administrador de discos» y «Administrador de equipos», con el objetivo de visualizar las unidades de almacenamiento que tenemos conectadas al ordenador.

Por último y no menos importante, tenemos a nuestra disposición el acceso al «Administrador de tareas» , que sirve para gestionar las aplicaciones del sistema, habilitándolas y desactivándolas si no queremos que se inicien al arrancar Windows, por ejemplo.

Cabe mencionar que podremos apagar el ordenador o cerrar sesión a través del menú avanzado mediante la combinación de teclas Windows + X de una forma mucho más fácil y cómoda.

Como siempre, os pedimos cautela con las opciones que tocamos en culquiera de estos menús «secretos». Siempre debemos saber lo que estamos haciendo y ser conscientes de lo que puede suceder si tocamos cosas que no deberíamos.

¡Sé el primero en comentar!