¿Es la solución? Un coche eléctrico con paneles solares bate el récord de autonomía

Con todavía a plena investigación sobre cómo sacarles más partido a los vehículos electrificados, el coche eléctrico Lightyear ha querido demostrar que bien se podría tener con el panel solar la solución más fructífera a los problemas de autonomía. Al menos eso es lo que ha dejado claro este vehículo, el cual ha logrado, y con rotundo éxito, superar el récord de recorrido con una sola carga, esta vez llegando a los 710 km.

Uno de los grandes frentes a hacer por el coche eléctrico es el de conseguir más autonomía que permita una mejor desenvoltura en la carretera, y el Lightyear con su panel solar parece haber dado en una posible clave. Hablamos de un vehículo 100% eléctrico que ha sorprendido a todos luego después de que las células fotovoltaicas de su carrocería hayan permitido una autonomía extra más que importante.

Los paneles solares ayudarían a aumentar la autonomía

Paneles solares para aumentar la autonomía de los coches eléctricos. Una solución muy poco explorada en el mundo de la automoción (el Toyota Prius híbrido enchufable es de los pocos coches de producción que la emplea), pero que puede ayudar a conseguir alcances notables empleando baterías relativamente pequeñas.

Esta vía solar lo ha demostrado el eléctrico Lightyear One. El mismo, en una prueba específica en circuito, el modelo ha alcanzado los 710 kilómetros a una media de 85 km/h. El resultado es relevante por dos cuestiones. En primer lugar, por la velocidad. Esta es muy superior a otros modelos probados como la del Hyundai Kona (este superó los 1.000 km entre 29 y 31 km/h).

La segunda, porque el One monta una batería de 60 kWh. Como tal, tampoco es una unidad excesivamente grande, ni mucho menos. Se puede decir que es relativamente pequeña, aunque es el tamaño medio con el que los automóviles actuales homologan alcances inferiores a los 500 kilómetros.

Es cierto que la idea de usar paneles solares sobre la carrocería de un coche para obtener energía que muevan las ruedas estuvo siempre presente en el imaginario de la gente. Sin embargo, las células fotovoltaicas aún no tienen la capacidad para hacerlo por sí solas, por lo que las baterías seguirían siendo el componente clave.

Cómo es este coche eléctrico-solar

Durante el desarrollo de este test se validaron el rendimiento de los paneles solares, el rendimiento de la batería y el consumo de energía del sistema de refrigeración. Además, también se evaluó el funcionamiento de los motores en las ruedas y el software que controla todo el coche eléctrico-solar.

Eléctrico solar Lightyyear One 710 km

El vehículo se denomina Lightyear One y no es un coche eléctrico más. Sino que tiene la particularidad de que se carga con energía solar. Se trata de un automóvil creado por la start up holandesa Lightyear. Esta está compuesta por un grupo de estudiantes de ingeniería de Eindhoven que ha participado en la famosa World Solar Challenge.

Más allá del espectacular diseño exterior, el valor de semejante enormidad hecha techo se encuentra en la necesidad de captar luz en prácticamente cualquier situación. Desde el lanzamiento de la compañía fundada en 2016, Lightyear ha recibido varios premios, subvenciones y apoyo de inversores clave. «Esto ha permitido desarrollar un prototipo funcional para el primer automóvil solar de largo alcance en solo dos años». Ya han vendido más de cien vehículos. Asimismo, por la energía que obtiene con las células fotovoltaicas, el modelo puede recibir unos 72 kilómetros extra de autonomía en un día soleado.

Un paso adelante más rentable y limpio

Esta posibilidad de unir al coche eléctrico y la energía solar es algo por lo que Lightyear ha sabido sacar la cabeza. Sobre todo teniendo en cuenta que este tipo de paneles no siempre han dado todos los frutos que se esperaban en los vehículos. Así, esta se trata de una posibilidad muy viable, rentable y en sí mismo es un concepto revolucionario.

«Alguien que conduce el promedio nacional de 20.000 km/año en los nublados Países Bajos obtendría alrededor del 40% de su kilometraje de la energía solar», sostienen en la empresa, y explican cómo sus motores en la rueda son tres veces más eficientes que los motores eléctricos convencionales. Es novedoso no sólo porque producir combustible con tus propios medios cambia radicalmente la forma en la que nos relacionamos con la energía y los recursos, sino también porque es una gran contribución al medio ambiente.

Puesto que de esta forma se rompe con la cadena de residuos que deja la producción de energía eléctrica tradicional basada en el carbón, el petróleo, la energía nuclear o el gas natural, que suelen ser los métodos más extendidos para generar la electricidad que llega a nuestra vivienda. Estas células solares están colocadas en techo y en el capó, compuestos por cinco metros cuadrados integrado en un vidrio de seguridad extra fuerte.

¡Sé el primero en comentar!