Esta tecnología logra reducir el consumo del coche eléctrico y potenciar su carga

Potenciando para que el coche eléctrico sea capaz de reducir sus niveles de consumo, la firma de vehículos de General Motors (GM), ha presentado su nueva tecnología para esta clase de vehículos donde se contará con importantes beneficios para el conductor y para el propio electrificado, donde ahora se tendrá la oportunidad de potenciar, también, su carga y su autonomía.

Una solución rentable y factible

Hoy en día todo el mundo identifica sin demasiados problemas si su coche tradicional consume poco o mucho, pero en cuanto al consumo del coche eléctrico, la cosa cambia. Porque si bien a la hora de comprar un nuevo vehículo su baremo se basa en la relación de kilómetros y litros, en el electrificado no hablamos de litros sino de kWh, lo que también produce que su gasto sea diferente.

Eso hace, de la misma forma, que no sea lo mismo 5 litros/100 km que 5 kWh/100 lm. Por tanto, independientemente de lo que se considere eficiente con motores a gasolina, no podemos establecer una relación de equivalencia entre litros y kWh. Y ahí, General Motors ha establecido una tecnología para que este consumo del coche eléctrico pueda, al menos, bajar sus niveles.

Esta, como tal, se trata de la que podría ser una estrategia para aumentar «rápidamente» las ventas de vehículos eléctricos de la compañía, de forma flexible y, según promete, rentable. Se trata de una nueva tecnología que tiene que ver, también, con sus baterías, las llamadas Ultium, y una plataforma de coches eléctricos de tercera generación. Esto permitirá a la marca cubrir las necesidades del público objetivo en cualquier segmento, desde coches urbanos a pick-ups pasando por vehículos de lujo.

De qué trata

En esas, con la presentación de la GMC Hummer, General Motors dio a conocer una nueva arquitectura de propulsión eléctrica denominada como Ultium llegará paulatinamente a más coches del grupo de la casa, y que tiene mucho que ver con el consumo del coche eléctrico.

Esta plataforma es el sistema de propulsión más avanzado del fabricante, pero aún no ha demostrado todo su potencial y por eso GM está comprometida con seguir mejorando y actualizando la arquitectura, revelando ahora nuevas funciones que mejoran la gestión de la energía que realiza la batería y algunos de sus sistemas auxiliares.

calefacción corporal consumo coche eléctrico GM

Se trata de una plataforma Ultium de la que puede recuperar y almacenar el calor residual del sistema de propulsión. Además, puede capturar y utilizar la humedad del interior y del exterior del vehículo, incluido el calor corporal de los pasajeros. Asimismo, la plataforma puede usar la energía almacenada a través del proceso de recuperación para calentar el habitáculo más rápidamente en tiempo frío que los sistemas comparables que se encuentran en los vehículos de combustión interna. Ello hace, en su misma dirección, que el consumo del coche eléctrico se reduzca.

El uso de la bomba de calor también permite un 10% más de autonomía

De esta forma, la capacidad de recuperación de energía reduce la necesidad de alimentar la calefacción y otras funciones a partir de la energía almacenada en la batería, lo que proporciona a los vehículos eléctricos de General Motors hasta un 10% más de autonomía, permitiendo potencialmente más potencia y alcance que los vehículos con baterías de tamaño similar sin capacidad de recuperación de energía. Con sus capacidades de calentamiento activo, los vehículos Ultium también pueden cargar de manera más eficiente preacondicionando o calentando las baterías antes de cargarlas.

Esto es posible gracias al uso de una bomba de calor capaz no solo de trabajar en ambos sentidos, sino de un diseño de los intercambiadores de calor compatible con este uso. A principios de 2021, General Motors se fijó el objetivo de conseguir la neutralidad de carbono en sus productos y operaciones globales para 2040. La empresa está trabajando en la transición a las ‘cero emisiones’ en los nuevos vehículos ligeros para 2035.

¡Sé el primero en comentar!