Windows 10 te obligará a instalar las actualizaciones anuales

Windows 10 te obligará a instalar las actualizaciones anuales

Alberto García

Con las grandes actualizaciones de Windows 10, Microsoft añade decenas de novedades y cambios en el sistema operativo. Sin embargo, también hay muchas funciones eliminadas de Windows 10, lo que ocurre normalmente porque dejan de tener soporte por poco uso o simplemente dejan de tener sentido. El problema es que han quitado una función muy útil en May 2020 Update que nos permitía aplazar las actualizaciones de características.

Las actualizaciones de características de Windows 10 son las que añaden funcionalidades a Windows 10, y Microsoft suele lanzar dos de ellas al año. Desde 2019, están lanzado una grande en la primera mitad de año, y otra que se instala sobre la primera para evitar generar problemas de incompatibilidades en la segunda mitad de año.

Microsoft elimina la opción de aplazar actualizaciones hasta 365 días

Sin embargo, suele ser conveniente aplazar su instalación y esperar a que hayan solventado los fallos, que en la mayoría de casos suelen estar relacionados con programas o drivers anticuados. Por ello, desde Windows 10 1703, Microsoft ha incluido un ajuste que permitía a los usuarios aplazar las instalación de las actualizaciones de características hasta 365 días.

Esa opción, por desgracia, ha desaparecido en May 2020 Update (2004), donde sólo es posible pausar todas las actualizaciones hasta 35 días. La opción ha sido eliminada de las versiones Pro, Education y Enterprise, donde los usuarios de la edición Home no podían de todas formas aplazarlas tanto tiempo. En la siguiente imagen vemos como ya no podemos elegir los días para posponer.

pausar actualizaciones w10 2004

Así, en el caso de que se quieran aplazar las actualizaciones, es necesario que el administrador de una empresa o el usuario haga los cambios pertinentes en el Editor de directivas de grupo local. Dentro de esos ajustes, hay que ir a Configuración del equipo > Plantillas administrativas > Componentes de Windows > Windows Update > Actualización de Windows para empresas > Seleccione cuándo se reciben las compilaciones de vista previa y actualizaciones de características.

Grandes problemas de compatibilidad a partir de ahora

Esto es un gran problema sobre todo para empresas y centros educativos, ya que normalmente suelen actualizar en otoño por dos motivos. El primero es que la actualización base ya ha visto pulidos sus fallos, como ocurrió con May 2019 Update y November 2019 Update, donde la última sólo tenía un fallo nuevo y los de May 2019 ya habían sido subsanados. El segundo motivo es que los parches de otoño reciben 30 meses de soporte frente a sólo 18 meses de las actualizaciones de primavera. Por ello, la mayoría de usuarios esperan unos cuatro meses para actualizar sus ordenadores.

Así, a partir de ahora ya no podemos estar tranquilos retrasando las actualizaciones de características de Windows 10. Tan sólo podemos evitarlas si tenemos algún elemento incompatible instalado en el sistema, o directamente no dándole a instalar. Sin embargo, Microsoft puede creer conveniente actualizar nuestro ordenador cuando quiera en los meses posteriores a su lanzamiento, pero lo de aplazarlas hasta un año manualmente se ha terminado.