Cuidado al comprar un nuevo electrodoméstico: A+++ dejará de existir

Cuidado al comprar un nuevo electrodoméstico: A+++ dejará de existir

Alberto García

En todos los electrodomésticos vendidos en la Unión Europea encontramos una etiqueta de eficiencia energética. Gracias a ella, los compradores pueden conocer con un simple vistazo cuánto va a consumir su futuro electrodoméstico. El problema es que esta etiqueta había empezado a presentar problemas de claridad al incluir elementos como A+, A++ o A+++. A partir del 1 de marzo, vuelve la «normalidad».

Así lo anunció la UE el pasado mes de agosto, y será a partir del 1 de marzo de 2021 cuando todos los electrodomésticos que se vendan incluyan estas nuevas etiquetas. La UE tiene como objetivo ser neutral en emisiones de carbono para el año 2050, y reducir el consumo energético para realizar las mismas tareas es un elemento clave para ello. También hay otros trucos para ahorrar energía, como comprar enchufes inteligentes.

Vuelve la clasificación de A a G

La etiqueta energética se usa en la actualidad en lámparas, aires acondicionados, calefacciones, frigoríficos, televisores, y multitud de productos en el mercado. Fueron creadas en el año 1994, y desde entonces han ayudado a reducir el consumo energético en los países europeos. Según encuestas elaboradas por la UE, el 93% de los consumidores reconoce la etiqueta, y el 79% la tienen en cuenta cuando compran estos aparatos.

Esta etiqueta energética ha fomentado también la competencia entre fabricantes para crear dispositivos más eficientes. Ese fue el motivo de que la Clase A ya no bastase para describir a los productos más eficientes, y por ello fueron surgiendo las A+, A++ o A+++. Al ser todos los nuevos productos muy eficientes, las categorías E, F y G se fueron eliminando, ya que no había productos nuevos que encajasen en ellas.

Para solventar eso, la UE aprobó un nuevo reglamento que vuelve al antiguo etiquetado que usa sólo las letras A a la G. Este reajuste cambiará por completo la etiqueta en muchos productos, ya que el nivel de exigencia también ha aumentado, y se deja margen de cara a que en el futuro la eficiencia sea aún mayor.

A+++ ahora equivale a C

Así, un frigorífico A+++ actual, pasará a tener una etiqueta C, mientras que lavavajillas A++ pueda pasar ahora a la E. Los productos seguirán siendo muy eficientes, pero al menos habrá margen para nuevas tecnologías en el futuro. La UE ha optado por este sistema, aunque podría haber utilizado un índice en el que no hubiera límite para no encontrarnos de nuevo con estos problemas en el futuro. La idea es que los mejores electrodomésticos actuales alcancen categoría C, dejando la A para el futuro. Las B y C irán llenándose antes poco a poco.

ue nueva etiqueta energetica

Por tanto, las nuevas etiquetas estarán presentes en los electrodomésticos desde el 1 de marzo de 2021, y a partir del 1 de septiembre de 2021 estará disponible para los sistemas de iluminación. También tendrán un diseño mucho más claro, donde tendremos un código QR con más información del aparato, la escala de eficiencia, el consumo energético y otras características del modelo. Entre esas características podemos ver el volumen interno de un aparato, el ruido, capacidad, dimensiones, consumo de agua, etc.